El derbi de los carteles y de las críticas

El derbi que ya asoma por la puerta va a ser recordado como el ‘de los carteles’ yde las críticas contra los dirigentes. Los peñistas del Murcia apenas han tardado para responder, con otro cartel repleto de ingenio, al que este lunes ponía el marcha el Cartagena, también con bastante chispa. Las críticas contra los dirigentes de ambos bandos por no haber llegado a un acuerdo con el precio de las entradas también están siendo el pan nuestro de cada día en las redes sociales sobre todo, donde no dejan títere con cabeza a uno y otro lado del puerto de la Cadena

Deseado Flores y Paco Belmonte, en el medio de los dos ingeniosos y sutiles carteles
Deseado Flores y Paco Belmonte, en el medio de los dos ingeniosos y sutiles carteles  

La Federación de Peñas del Real Murcia no ha tardado en replicar con las mismas dosis de chispa y agudeza  al Cartagena a propósito del cartel diseñado para el derbi: “En el fondo... queremos ir”, con una imagen del fondo del Cartagonova, que es donde deseaba quedar ubicada la afición grana. 

Hasta diez autobuses estaría dispuesta a fletar la Federación de Peñas del Murcia si Paco Belmonte y Manolo Sánchez Breis, los dirigentes albinegros nacidos en Murcia, decidiesen cambiar la ubicación de los seguidores murcianistas, previsto en el fondo norte bajo y para lo que estarían reservadas las 998 localidades de esa zona. Pero mucho van a tener que cambiar las cosas, sobre todo tras irrumpir en escena el cartel oficial del derbi donde puede verse en la parte superior los dos escudos del club sobre el fondo azul del cielo mientras en la parte inferior reza un corto pero ingenioso texto: “…y en el fondo…Os queremos”.

Todo quedaba a la libre interpretación. Todo…hasta que la Federación de Peñas del Murcia ha respondido al perspicaz cartel con otro que tampoco le anda a la zaga donde La Federación de Peñas del Real Murcia replica al Cartagena a propósito del cartel diseñado para el derbi: “En el fondo... queremos ir”, con una imagen del fondo del Cartagonova, que es donde deseaba quedar ubicada la afición grana. La Federación está dispuesta a fletar hasta diez autobuses, si los aficionados son colocados en el fondo superior. La ironía y la sutileza tampoco ha faltado en el mensaje de ese cartel.

Así las cosas, tal y como está la situación, parece un milagro que en el Cartagena vayan a dar el brazo a torcer y cambiar la ubicación de los seguidores granas al anillo superior del fondo norte, como ya ocurrió hace dos temporadas, con lo que las críticas hacia los dirigentes de ambos bandos (Paco Belmonte y Sánchez Breis por parte albinegra y Raúl Moro y Deseado Flores por parte murcianista) son el blanco de todas las diatribas de los seguidores de ambos bandos, que no alcanzar a entender como son incapaces de alcanzar ese acuerdo que se les reclama. No hace falta ser un línce para pensar que en el partido de vuelta los perjudicados serán aquellos aficionados del Cartagena que piensen en visitar Nueva Condomina.

En honor a la verdad hay que subrayar que los 20 euros que deberán pagar los seguidores granas que decidan acudir al choque no será superior al precio más económico que deba de pagar cualquier seguidor del FC Cartagena que no tenga el carnet de abonado.​

Pero, de lo que no cabe duda, es que las mentes pensantes agudizan su ingenio para ver quién resulta más fino y sagaz en esta ‘guerra’ de carteles que ha desatado la implantación de unos precios que no van a facilitar precisamente la presencia de seguidores granas. Y las críticas que arrecian conforme se acerca la hora del derbi mientras sus dirigentes se toman el chocolate de espaldas.