Esto no es como empieza sino como acaba

Aquí está de nuevo la Liga. Si señor. Parece que fue ayer y ya tenemos un nuevo lío encima, las hojas del calendario se caen a velocidad de vértigo. Hace unos días luchando por seguir adelante en el Miniestadi azulgrana y hoy ya estamos en otra aventura llena de incertidumbre a la vez que de ilusión.

Hay muchas cosas que comentar. He dejado pasar el verano para que se enfriara muchos temas candentes como el ‘tema Cristo’ del que un día diremos todo lo que ocurrió. Ahora me limitará a decir que somos periodistas, como una vez lo fueron Belmonte y Breis, y ellos saben muy bien dos cosas; que la obligación de un periodista es dar noticias y que nunca se miente. Dos premisas que cumplimos a rajatabla. Somos los primeros en alegrarnos de que Cristo siga aquí y añadiré que nuestra relación con él es impecable, que lo tenemos todo hablado y que nuestra información era buenísima. Seguramente Cristo sigue en el Cartagena gracias a aquella filtración. Pero sobró aquella nota ruín como pocas veces y con mucha mala leche del club. Ellos, B&B, saben que ni mentimos ni engañamos y sí que somos libres e independientes. Cuando ellos quieran nos tomaremos un café o dos o los que hagan falta con la mejor voluntad del mundo. Falta que ellos quieran. Por nosotros encantados, ya lo decimos y lo dejamos muy claro.

Del equipo diré que me gusta lo que hay y que vuelvo a confiar al 100% aunque esto no es como empieza sino como termina. Ya lo veremos. En esto yo creo que estamos todos de acuerdo. El calendario, para empezar, me parece potable para iniciar la Liga bien y con buen pie aunque también digo que de fácil no tendrá nada y que repetir el magnifico inicio de la pasada campaña va a ser muy complicado. Si se consigue, genial. Pero si no se logra habrá que estar tranquilos porque hay mucha liga por delante para arreglar situaciones difíciles. Que le pregunten al Murcia. Yo estoy convencido que el Cartagena estará arriba y que volverá a luchar por el ascenso espero que como campeón indiscutible. Eso es lo que espero y lo que deseo.

Once titular del Cartagena ante el Albacete en la Carabela de Plata/RAÚL VELASCO-SCT

Once titular del Cartagena ante el Albacete en la Carabela de Plata/RAÚL VELASCO-SCT

Después están los abonados, las cifras por las que se van son sensacionales pero ojo, que la afición va a estar esta vez ojo avizor sabiendo todos los fallos que se cometieron en la pasada temporada. Hay que aprender de los errores, que fueron muchos e importantes en la parcela deportiva y todavía no he oído un ‘mea culpa’ por parte de quien corresponda.

De la nueva equipación me gustaría comentar que me quedo con la sensación de que hay mucho negro. Yo lo habría cambiado por el blanco, hasta el pantalón lo habría puesto de blanco, al menos por una temporada. Claro que para gusto los colores y cada cual tendrá su propia opinión, todas muy respetable. Del escudo digo lo mismo, que le habría dejado sus colores de siempre pero los tiempos cambian y por lo visto hay que ir con las nuevas tendencias. Mi queja es que hay demasiado negro, por lo demás todo perfecto.

Cordero, Poley y Zalazar lucen la nueva elástica albinegra/SCT

Cordero, Poley y Zalazar lucen la nueva elástica albinegra/SCT

Quiero añadir para ir terminando que deseo lo mejor para este Cartagena de nuevo cuño que tiene la ineludible obligación de ilusionar a sus miles de seguidores a base de triunfos sobre todo, y luego, si se puede, de buen juego. Pero a mí juicio debería primar lo primero, las victorias que son las que te van a poner arriba. Pero acordaros que, pase lo que pase, esto no es como empieza sino como acabe. Así que tranquilidad y buena letra.