EL COLEGIADO CATALAN NO QUISO COMPLICARSE

El árbitro señaló el descanso cuando Elady fue derribado en el área en un posible penalti

Momento previo al inicio del partido con saludo entre ambos equipos y el trío arbitral/Foto: Salvi-SCT
Momento previo al inicio del partido con saludo entre ambos equipos y el trío arbitral/Foto: Salvi-SCT  

Al filo del descanso Víctor García Verdura, de24 años, de Mataró (Barcelona) el colegiado del encuentro, se inhibió tras ser derribado Elady en el área ibicenca. Lo único que señaló fue el final de la primera parte

El colegiado que pitó este Domingo de Ramos en Can Misses debutó con 21 años en Segunda B, categoría en la  que  lleva tres campañas con treinta y seis actuaciones. Mostró más tarjetas amarillas de la cuenta, especialmente las de Elady y Moyita, harto autoritarias y sin embargo miró hacia otro lado cuando el jiennense caía en una esquina del área, derribado, pero prefirió señalar el final de la primera parte y así no se complicaba la vida.

Es la primera vez que García Verdura actúa en partidos  del grupo IV de Segunda B y jamás se encontró en su camino a ibicencos o cartageneristas. Árbitro inédito para ambos equipos, por tanto,  y al que el comité de designación le encomendó el pasado curso el Rayo Majadahonda-Mallorca de equipos ascendidos como campeones en la fase de ascenso.

El pasado fin de semana actuó como cuarto en el partido Las Palmas-Elche (0-1) de Segunda. Esta vez, en Ibiza, su actuación tuvo tintes más cercanos a lo grisáceo que a otra cosa.