ENCUENTRO DE DIRIGENTES DE AMBOS EQUIPOS ESTE VIERNES EN EL REAL CASINO DE MURCIA

Belmonte pide 4.000 entradas para los seguidores albinegros y el presidente grana espera una entrada de veinte mil en el derbi

El próximo Real Murcia-FC Cartagena, el domingo 18 a las cinco de la tarde en la Nueva Condomina, según las aspiraciones de José María Almela, el presidente de la entidad grana y su Consejo de Administración es alcanzar los 20.000 espectadores por razones obvias (deportivas y económica) y por parte visitante Belmonte y Breis han pedido cuatro mil entradas. La afición cartagenerista pagará 10 euros en el lateral del estadio pimentonero

Dirigentes del Murcia y del Cartagena, empatados a cordialidad. / SCT
Dirigentes del Murcia y del Cartagena, empatados a cordialidad. / SCT  

MANUEL ÁNGEL. Murcia

De lo anterior, y de bastantes cosas más, se ha hablado en el encuentro anticipado que se ha desarrollado esta mañana en el Real Casino de Murcia con presencia de los mandatarios de ambos clubes y con la prensa presente para dar fe de lo que  ocurría. Sportcartagena estuvo allí para informar a sus lectores con todo detalle.

El Real Casino de Murcia, toda una institución de la capital murciana que data del año 1847, a un tiro de piedra de la Catedral, se convertía este viernes en el escenario perfecto para presentar el derbi que ya está a la vuelta de la esquina, un Real Murcia-Cartagena que, como tantos otros, no se lo salta un galgo. Y por eso allí estuvo lo más granado futbolísticamente hablando, de una y otra ciudad. Los recién llegados al Murcia con José María Almela al frente y los ya ‘veteranos’ Belmonte y Breis que, como murcianos que son, se encontraban como pez en el agua y en toda su salsa.

Mucha expectación es lo primero que notamos en esta puesta de largo muy a pesar del bando cartagenerista, que habrían preferido no acudir a esta cita adelantada, por la sencilla razón de seguir al dedillo el dictado de Munúa, su entrenador, quien era (y es) partidario de no hablar de este ‘clásico’ regional hasta que el colegiado madrileño Pérez Hernández no señale el final del Cartagena-Badajoz.  Primero lo primero y después el ‘clásico’, quería Munúa.

Pero las circunstancias mandan y el hecho de que el médico José María Almela se haya hecho cargo del club grana en esta misma semana, no cabe duda de que han precipitado los acontecimientos. Por esta poderosa razón a Belmonte y a Breis no les quedaba otra que ponerse sus mejores galas y presentarse en el emblemático Real Casino de Murcia, en plena calle Trapería.

Y allí estuvimos también para una ocasión tan especial en el que los detalles (día, hora, precios, etc) era la parte más atractiva de un derbi que llama a la puerta y que espera reunir en Nueva Condomina a varios miles de personas –el presidente grana Almela dijo nque espera a 20.000 espectadores- que fluctuará en función de los seguidores blanquinegros que se animen a cubrir el corto trayecto. Pueden ser unos cientos o miles, dependiendo del resultado de este domingo y de si llegan o no en zona de playoff.

IMG-20181109-WA0008

El cartel anunciador del partido presidiendo la mesa donde los mandatarios de ambos equipos respondieron preguntas sobre el derbi. / SPORTCARTAGENA

DOMINGO 18, POR LA TARDE Y CON PRECIOS DECIDIDOS

Para empezar, el partido se jugará el domingo a las 17 horas, con precios decididos cuyas entradas estarán a la venta, seguramente desde este domingo –avanzaría Belmonte a pregunta de este diario- en una taquilla exclsiva que se colocaría para ello en el estadio Cartagonova.

De la televisión, dijo Almela “no hay nada aún” y dejó claro que habrá que esperar a días sucesivos y a cómo avance la semana, aunque lo probable y la tendencia es que sí sea ofrecido en directo por la 7 TV.

Habrá que decir que el ambiente del acto fue, como no podía ser de otra forma, de plena cordialidad. Tal vez porque han cambiado de una parte los protagonistas y las circunstancias que llevaron a desencuentros entre los dos equipos dirigentes de clubes rivales y vecinos, por los protocolos y por tropiezos al negociar los precios de las entradas en los derbis y la propia colocación de los aficionados visitantes en los respectivos estadios.

La rivalidad sigue y seguirá pero es compatible con llevarse bien y con la deportividad. Así lo han entendido los pimentoneros que acaban de entrar en el Consejo de Administración de su entidad y los responsables del FC Cartagena. 

ff415b5a-6b19-4c88-b23d-0de42e023d87

José María Almela (Real Murcia) y Paco Belmonte (Cartagena) se saludan este viernes en el encuentro pre derbi en el Real Casino murciano. / SPORTCARTAGENA

Ahora hay, si no hermanamiento total, mucha cordialidad por lo que  se ha desprendido esta mañana del encuentro en el histórico Real Casino de Murcia.