AL SUPERAR EL CLUB EL LISTÓN DE LOS 7.000 ABONADOS

Belmonte necesita que más de 1.400 abonados renueven su carné hasta para igualar los números de la pasada temporada

Este jueves el FC Cartagena necesita renovar a poco más de 1.400 abonados si quiere igualar o superar la barrera de los casi 8.400 abonados de la pasada temporada. Es verdad que a partir del lunes la campaña se abre para el público en general y aunque no se llegase a esa cantidad de renovaciones también es cierto que podrá igualarse la misma o incluso más cantidad de abonos respecto a la última campaña, que ya logró un récord de socios. El objetivo de los 10.000 no está descartado aunque sí un poco más difícil de lo que podría haber parecido al inicio de la campaña

EstadioPanorámica (1)
Un estadio releto es lo que sueñan los cartagneristas

Los siete mil abonados que ya se han rebasado este miércoles 7 de julio en Cartagena es el mismo número que, por ejemplo, los dirigentes del club se marcaron en el verano de 2018, dónde se quería llegar a ese número de 7.000 que solamente se logró a finales del mes de agosto. Entonces el equipo albinegro seguía en Segunda B y con aquellos números se dio por excelente aquella campaña, que llegaría hasta los 7.100.

A la temporada siguiente, la 2019/20 que acabaría siendo la del ascenso, tampoco se llegaría a la cifra mágica de los 8.000 abonados a pesar de que entonces ya se aspiraba a esos números como mínimo.

Los dirigentes albinegros sueñan con llegar a los 10.000 abonados, una cifra que también parece difçil que se pueda lograr este verano...aunque habrá que esperar aún

Fue la Liga de la pandemia, que a principios de marzo hubo que paralizarla obligados por el Covid-19. Pero los números de socios tampoco fueron malos, además estaba acompañado de alicientes que gustaron entre los aficionados. En el verano del 2016 por ejemplo, a principios de agosto había casi 4.400 socios para acabar con 5.600, cerca de los 6.000 que entonces era el objetivo.

Los 8.000 abonados se superarían por vez primera al inicio de la pasada campaña, pero también fue la Liga de la decepción porque, a pesar de que se habían generado expectativas, al final fueron sólo dos los partidos a los que una parte muy pequeña de la masa social pudo entrar al estadio para ver los partidos frente al Almería y Girona.

Ahora es muy probable que se igualen incluso que se vean superados esos casi 8.400 abonados de la pasada campaña, contando con las nuevas altas. Habrá que ver. Lo que sí parecen lejanos son los 10.000 abonados aunque Breis ya se está preocupando de maquillar el asunto cuando dice que con 9.000 abonados “también estarían muy bien”. Solo cabe esperar.