COMO CADA AÑO POR ESTAS FECHAS

El Cartagena vuelve al nomadismo en busca de campos para poder trabajar

Un problema viejo regresa al Cartagena cada año por estas fechas. La resiembra del césped del estadio Cartagonova obliga a tener que emigrar a los futbolistas blanquinegros por estas fechas a otros campos de juego, el último de ellos en visitar ha sido el de Balsicas, escenario por cierto que se suele visitar desde los tiempos de Txutxi Aranguren, a finales de los años 90.

CsaQLdVWIAA2E0g

Desde tiempos inmemoriales en el Cartagena yace un problema de fondo: la escasez de instalaciones. El club blanquinegro solamente tiene el terreno de juego del estadio Cartagonova pero todos los años se complica por estas fechas, cuando desde la concejalía de Deportes, que vela por las instalaciones, decide que hay que hacer la resiembra anual.

Y ahí viene el problema porque es cuando el Cartagena tiene que vestirse de nómada y marcharse a otros lares. Ya lo hace incluso antes de la resiembra, pero cuando ya no pueden pisar el césped salvo los domingos, la cosa se complica.

Por ahora es Balsicas el último terreno en incorporarse a esta ruleta de terrenos de juego en dónde también se encuentran La Manga Club, Pinatar Arena, Nueva Cartagena o las del CD Mediterráneo, que son las últimas que se han utilizado aunque también han caído otras en esta ronda como las de La Unión, El Llano del Beal o las del Gómez Meseguer cuando ñas relaciones han sido cordiales.

Ahora sólo queda amoldarse. El desaparecido Txtxi Aranguren, uno de los ‘grandes’ en desfilar por el banquillo del Cartagonova a lo largo de la historia, siempre lo decía: “Hasta que el Cartagonova (entonces el actual Cartagena se llamaba así…) no tenga unas instalaciones propias para entrenar no será un equipo ‘grande’”.