UN FALLO EN LA SALIDA DE MARC MARTINEZ, QUE MINUTOS ANTES ACABABA DE PARAR UN PENALTI, PROPICIA EL GOL DEL TRIUNFO PACENSE EN EL MINUTO 84

El Badajoz dinamita al Cartagena (2-1)

 

 

SantI Jara conduce el balón ante la oposición de dos defensores extremeños. Foto JAVIER PULPO
SantI Jara conduce el balón ante la oposición de dos defensores extremeños. Foto JAVIER PULPO  

El

perdió en Badajoz una gran oportunidad de alejarse de sus perseguidores. Cayó 2-1 en un partido que debió empezar ganando pero el meta pacense Kike Royo impidió a Quim Araujo primero y a Elady después adelantarse en el marcador. Sería el equipo pacense el que marcaría primero para que Elady nivelsase la contienda poco después hasta que en el minuto 84, un desliz de Marc Martínez en su salida, lo aprovecharía Pablo Méndez para enviar el balón al fondo de las mallas dinamitando el partido. Poco antes el propio Marc había detenido un penalti. En la imagen Santi Jara conduce el balón ante dos defensores pacenses. Foto de JAVI PULPO

FICHA TÉCNICA

BADAJOZ: Kike Royo; Toni Abad, César Morgado, Maestre, Antonio Caballero (66' Guzmán), Alex Corredera, Pablo Vázquez, Adilson (77' Carlos Portero), Julio Gracia, Kike Pina (51' Candelas) y Gorka

FC CARTAGENA:  Marc Martínez; Forniés (67' Manu Viana), Andújar, Sergio Ayala, Álex Martín; Cordero (76' Caballero), Quim Araujo, Verza, Carrasquilla (53' José Ángel); Elady y Santi Jara 

ÁRBITRO: Gorka Etayo (colegiado bilbaíno) mostró tarjeta amarilla a Julio Gracia, Carlos Portero por parte del Badajoz y a Forniés, Santi Jara por parte del FC Cartagena

GOLES: 1-0 (14' Pablo Vázquez); 1-1 (24' Elady); 2-1 (84' Pablo Vázquez) 

INCIDENCIAS: Partido disputado en el Estadio Nuevo Vivero. 

IMG_6938

El once inicial del FC Cartagena // FOTO: Badajoz Deportes

IMG_6939

En un momento del partido // FOTO: Badajoz Deportes

LA CRÓNICA

POR GUILLERMO JIMÉNEZ

Fotos gentileza de BADAJOZ DEPORTES

El esfuerzo del líder estuvo ahí, en el césped del Nuevo Vivero, pero también sus errores o carencias acentuadas en la falta de resolución salieron a flote y fueron decisivos. Jovanovic no estaba y Pablo Caballero poco pudo hacer desde que salió en el minuto 76 para relevar a Cordero, en un gesto del míster Borja para ganar el partido con un atacante más.

Pero (¡ay!) el ataque no estuvo a la altura y casi todo el esfuerzo colectivo, las ganas y la entrega se fue al garete con los buenísimos momentos de fútbol depurado, de toque. 2-1 en un encuentro de mejor o más destilado juego combinativo (pongamos un 30% del global del lance) hasta que el Badajoz apretó las tuercas y ganó.

 Tampoco se pasaron los pacenses en creación de ocasiones de gol pero fueron más decididos y ágiles.  La ‘mosca cojonera’ que fue Gorka Santamaría y el peligro que llevaba Alison o el lateral Toni Abad, con la suerte de Pablo Vázquez al aprovechar dos acciones erróneas del meta Marc Martínez (14y 84’) para marcar. Casi dos cheques regalo de El Corte Inglés, exagerando un poco. El portero, que se lució despejando un penalti de Verza(71’)  lanzado Guzmán, mostró su punto de irregularidad después de un arranque de Liga fabuloso por el Zamora de la pasada campaña.

Marc Martínez falló en los dos goles aunque también detuvo un penalti con 1-1 y a pocos minutos para el final

Mantuvo el Cartagena su línea de juego elegante y práctico en el Nuevo Vivero y no se arredró -.prohibido tambalearse o flaquear, pero fue visto y no visto- cuando el 1-0 antes del primer cuarto de hora, en una pifia de Marc Martínez tras un largo saque de banda de los pacenses que  el fornido defensa Pablo Vázquez remató. El gandiense marcaba y anulaba el efecto  psicológico de las dos oportunidades monumentales que tuvieron primero Quim Araujo y enseguida Elady para batir a Kike Royo.

Pudieron ser dos mazazos  los balones diáfanos que no aprovecharon los de Borja Jiménez, quien jugaba su segundo partido liguero como visitante en el líder, tras Mérida.  Dos picotazos antes de los diez primeros minutos se fueron al limbo y el Badajoz,  con buenos peloteros en su nómina, dominado inicialmente vio posibilidades de intentar la localización de fisuras. Pero el Cartagena tenía ganado el control, el centro del campo era suyo y la técnica de los visitantes fue contrarrestada con algunos entradones  que sufrieron Elady, Álex Martín, Carrasquilla. Uno de los de las entradas drásticas fue Julio Gracia,

LA FELICIDAD DURÓ POCO

La felicidad cartagenerista se fue como el cava tras las primeras burbujas y al morder el polvo en una actuación  bastante siniestra, oscura y sin esa chispa de suerte que faltó en algunas aproximaciones llevadas por Quim Araujo, falso delantero centro, sensacional y manteniéndose en la batalla- que se podrían sintetizar en esa incursión de Elady, en el minuto 92 y medio con salida en falso del meta extremeño y lanzamiento del jiennense al lateral de la red.

Los escasos errores defensivos en los de Borja acabaron por condenar a un líder que fue de más a menos

Mérito para no ignorar fue el hecho de empatar 1-1 (24’) en un servicio a medida de Carrasquilla  que cabeceó Elady hacia abajo, como tenía que ser. Mas el 'Bada' metió la quinta velocidad y se quedó con los puntos. En conclusión: el líder marítimo no pierde su condición ni las ansias pero con esta pifia da vida a la pelea por el título. Va a costar algo más sostener el tipo.

Los errores, escasos en defensa pero determinantes  condenaron a la escuadra de Borja que había entrado con buen pie al frente del líder. Buena actitud en la primera fase y bajón casi colectivo, en tanto los de Nafti contaron con la suerte de cara, pocos días después de eliminar a la UD Las Palmas de la Copa del Rey.

¿El árbitro vasco?  Bien, bastante en el primer tiempo, correcto, pero fue presionado en la marcha a vestuarios por jugadores y técnicos pacenses, en la segunda parte cambió algo su conducta y se acomodó al ambiente. Tampoco fue decisivo.