JUGADOR | TIENE UNA LESIÓN DE LARGA DURACIÓN DE LA QUE POCO SE SABE

Kawaya es el primer ‘señalado’ para causar baja en el mercado de invierno, a partir de enero

Andy Kawaya, el extremo belga de 25 años que fichó el Cartagena procedente de la Cultural Leonesa, es el primer futbolista albinegro que se ha puesto claramente en el punto de mira a la hora de ser el primero que cause baja en el mercado de invierno al que le falta poco más de un mes para abrirse. El futbolista sufre una lesión en el nervio ciático de la que poco o nada ha informado el club, que podría estar preparando su relevo si el belga no mejora, a pesar de tener contrato hasta el 2023.

Sin título-2
Sin título-2

Cuando el Cartagena le fichó este verano pensaba que sería una de las sensaciones en la Liga Smartbank, pero nada más lejos de la realidad. El belga apenas ha jugado cuatro partidos y ninguno de titular. El último fue en el ‘Fernando Torres’ de Fuenlabrada donde entró en el minuto 80 para relevar a Mo Dauda. Desde entonces desapareció de las alineaciones y casi de los entrenamientos, donde se hace difícil el verlo. Ya acumula diez partidos consecutivos en el dique seco y la Liga Smartbank es una competición demasiado dura que no espera a nadie.

Kawaya salió desde el banquillo ante el Almería (minuto 81) y en Huesca desde el 64 en las dos primeras jornadas y con dos actuaciones más bien grises, sin poco que destacar. Jugó también en la jornada cuatro y participó en el triunfo in extremis ante la Real Sociedad, pero fue criticado también, especialmente por su pesadez aparente; no se le convocó para el deprimente partido de Oviedo tampoco jugó frente al Lugo al empezar a sentir las primeras molestias y aunque Luis Carrión volvería a utilizarlo frente al ‘Fuenla’ sería su último partido jugado hasta la fecha. Hablamos de la jiornada 7 el 26 de septiembre, dos meses en los que prácticamente no se han tenido noticias del jugador.

LAS LESIONES LASTRAN SU CARRERA

Cuando fichó por el Efesé traía buenas credenciales; además de su internacionalidad en la sub 21 de Bélgica hay que recordar que llegó a debutar en la Champions League jugando contra el Arsenal. Tenía entonces 18 años y las puertas del futuro se le abría de par en par. Siete años después –ahora tiene 25- todo son dudas en el Cartagena, justo en el momento que el club blanquinegro le había abierto la puerta al fútbol profesional.

Pero hete ahí que al joven futbolista se le está complicando el camino. En León ya le ocurrió algo parecido, donde su intermitencia por culpa de los problemas musculares, le tuvo medio apartado Solo aquel gran encuentro que realizó la noche en la que la Cultural eliminó de la Copa del Rey al Atlético de Madrid, fue lo que dejó como buen recuerdo en la capital leonesa.

Apenas ha podido jugar cuatro partidos, siempre en los minutos finales, debido a un problema con el nervio ciático que le ha impedido jugar en los diez últimos encuentros; en Fuenlabrada fue su última aparición

Ahora, en el Cartagena lo está pasando peor si cabe. Kawaya tenía depositadas sus esperanzas en poder participar en la Copa pero teniendo en cuenta las actuales circunstancias se antoja difícil que el extremo pueda actuar este martes en Logroño. Entre unas cosas y otras el belga sigue comprando papeletas para que Belmonte y Breis, poco amigos de mantener a lo que no les sirve, ya lo tengan como ‘señalado’ para que abandone el equipo, bien como bajadefinitiva –teniendo en cuenta su contrato hasta 2023—o que pueda ser cedido a algún equipo de Primera RFEF mientras se recupera definitivamente para volver al Efesé en las debidas condiciones.

718

Andy Kawaya en su penúltima aparición ante la Real Sociedad B / Foto UP PROJECT RAUL VELASCO

Con experiencias en la Premier League, la mencionada Champions de forma puntual, también en las ligas de Bélgica (Anderlecht) y Holanda (Willen II) además de una experiencia para olvidar en el Avellino italiano serían motivos más que sobrados para luchar por un puesto en este Efesé que lo sigue esperando pero también aprieta.

Si para el mercado de invierno no está a tope lo cambiará por otro jugador de sus características. Cuatro partidos jugados, ninguno como titular y apenas ha sumado 80 minutos es poco bagaje para seguir siendo albinegro. Los próximos días serán definitivos para conocer el futuro que le espera en el Efesé.