domingo. 05.02.2023
LA CRÓNICA | EL GRANADA NO ACERTÓ EN EL REMATE Y ORTUÑO ESTRELLÓ UN BALÓN EN EL POSTE EN EL MINUTO 94

Mucho ruido y pocas nueces (0-0)

Cartagena y Granada acabaron empatando sin goles un partido que pudo haber terminado con triunfo para uno u otro equipo si hubiesen estado más acertado en sus ocasiones. Fue un partido igualado aunque pródigo en ocasiones, especialmente para el conjunto nazarí que en el segundo tiempo mandó al limbo las claras que tuvo. Los albinegros pudieron haber ganado si el remate cabecero de Alfredo Ortuño no llega estrellarse en el poste en el minuto 94. Al final y con un Cartagonova prácticamente lleno fue más el ruido que las nueces.

añcalá pide pe
Alcalá reclama penalti en una de las dos acciones polémicas que se produjeron en el área del Granada

FICHA TÉCNICA

FC CARTAGENA: Aarón Escandell, Iván Calero, Alcalá, Datkovic, Jairo (Farru, minuto 86), Mikel Rico, Musto (Tejera, minuto 70), De Blasis, Borja Valle (Jaime Romero, minuto 86), Jansson (Franchu, minuto 55) y Sadiku (Ortuño, minuto 70).

Banquillo: Marc Martínez (p.s.), Jaime, Ortuño, Arribas, Sanghyeok, Franchu, Sangalli, Tejera, Farru, Neskes y Carlos Sánchez.

GRANADA CFRaúl Fernández, Pepe (Neva, minuto 73), Miguel Rubio, Víctor Díaz (Ignasi Miquel, minuto 78), Ricard, Bodiger, Petrovic, Puertas (Jorge Molina, minuto 65), Melendo (Bryan, minuto 78), Uzuni y Callejón.

Banquillo: Adrián (p.s.), Soro, Arezo, Meseguer, Miquel, Neva, Molina, Perea, Cabaco y Bryan.

ÁRBITRO: Francisco José Hernández Maeso, del colegio extremeño. Cartulina amarilla para los locales Musto y Franchu

INCIDENCIAS: Partido de la décimo tercera jornada de la LigaSmartbank, que se disputa en el estadio Cartagonova en tarde agradable con 23 grados de temperatura. Alrededor de 14.000 espectadores con unos 600 seguidores granadinos. El Cartagonova presentó su mejor entrada de la temporada, con unas gradas prácticamente llenas.

LA CRÓNICA

Por JOSÉ A. GONZÁLEZ PAREDES

Fotos: RAÚL VELASCO-UP PROJECT

El conjunto albinegro, que presentó en su once inicial el regreso de Datkovic en el centro de la defensa en lugar del sancionado Pablo Vázquez y la inclusión de Jansson en el centro del campo por banda izquierda (lo que obligó a Jairo a actuar como lateral zurdo), arrancó el choque dejando las cosas claras; es decir, mandando en el control del esférico, con mayor posesión que su rival y dando la cara ante un Granada que multiplica nada menos que por cinco el límite salarial de los albinegros (los nazaríes cuentan con casi 30 millones de euros por casi siete los cartageneristas). Un disparate. Pero pese a todo, y ahí radica gran parte de la maravilla de este deporte que es el fútbol, sobre el terreno de juego se enfrentan once contra once y da igual el dinero, el presupuesto y los contratos millonarios de un jugador o de otro.

ortuño y bodiger
El ex blanquinegro Bodiger intenta arrebatar el balón a Alfredo Ortuño

El Cartagena, tras el vaparalo sufrido días antes en el campo del líder Las Palmas, donde caía derrotado por la mínima en el tiempo de prolongación, dejaron bien a las claras desde el pitido inicial que iban a por todas. Y lo hicieron como les gusta; es decir, con mayor posesión de balón, controlando todas las acciones tanto defensivas como ofensivas y, sobre todo, no dejando lugar a la improvisación conscientes de que enfrente tenían a todo un Granada, equipo que hace unos meses se codeaba con los mejores del fútbol español y cuyo único objetivo no es otro que el regreso a Primera División por la vía rápida.

francghu
Franchu se lamenta tras errar una de las ocasiones de gol que tuvo en sus botas

El cuadro de Luis Carrión comenzaba a mostrar su mejor imagen ante un rival que se veía desbordado por la presión y el juego por bandas de los locales, pero eso sí, inoperantes de cara al marco de Raúl Fernández. Pudo cambiar la situación en el primer cuarto de hora tras un codazo del visitante Petrovic a Alcalá dentro del área que el colegiado no señaló como posible penalti, pero ello no hizo desistir a los albinegros en su empeño por adelantarse en el marcador. Callejón, en el minuto 34, fue el único que puso en cierto aprietos a Aarón Escandell en este primer período, en el que el empate a cero hacía justicia a lo visto sobre el terreno de juego.

Se afrontaba la segunda parte con incertidumbre y ciertas dudas; no por nada, sino por saber si el FC Cartagena iba a mantener el altísimo nivel y ritmo de juego que había ofreciendo antes del intermedio y por conocer la reacción de un Granada que nunca dio la sensación de ser el temido rival a batir. Era, como dice el argot popular, un partido de ‘mucho ruido y pocas nueces’.

sadiku
Sadiku intenta llegar al balón ante la mirada de varios jugadores del Granada

Arrancó el segundo período con una acción que pudo ser decisiva en el devenir del choque. A los dos minutos, una jugada dentro del área el Cartagena fue decretada como penalti por el colegiado al entender que Mikel Rico había golpeado el balón con la mano. Pena máxima a favor del Granada y desesperación de la parroquia albinegra hasta que el árbitro decidió irse a la pantalla de televisión, ver la jugada detenidamente y el VAR dictaminó lo que, efectivamente, no era: penalti. Del disgusto a la alegría. Para los albinegros, claro está.

A partir de ese instante, y en los siguientes veinte-veinticinco minutos, pudo pasar de todo. Un lanzamiento de Uzuni desde el punto de penalti se marchó desviado (minuto 57), una nueva jugada del delantero albanés por la banda que no acertó a rematar Puertas en la misma boca de gol (minuto 60) y un fallo tan clamoroso como inexplicable de Callejón (minuto 83) a la hora de rematar cuando tenía toda la portería para él, pudieron decantar el partido a favor de los de Karanka. Perdonaron demasiado los andaluces en estas tres acciones y ya en el tramo final, cuando el electrónico marcaba el minuto 94, la tuvo el Efesé.

ivan calero
Iván Calero centra el balón durante el partido ante el cuadro andaluz

Un córner desde la derecha del ataque albinegro fue cabeceado de manera impecable por Alfredo Ortuño con tan mala fortuna que su remate se estrelló en el poste cuando los miles de espectadores que se dieron cita en el Cartagonova ya cantaban el gol. Fue el broche final de un partido en el que el FC Cartagena fue, en líneas generales, mejor que el Granada pero en el que los andaluces pudieron haber sumado los tres puntos si hubieran estado más acertados de cara al marco de Escandell. Al final, empate a cero y nuevo punto para el Efesé ante un rival que, a buen seguro, terminará peleando por el regreso a Primera División.

Mucho ruido y pocas nueces (0-0)
El usuario es responsable de sus comentarios. Se compromete a que no difamen, insulten, contengan información falsa, abusiva, pornográfica, amenazadora, que dañe la imagen de terceras personas o que infrinja alguna ley.
Sportcartagena se reserva el derecho de eliminar los comentarios que considere inadecuados.
Comentarios