AL FINAL MANTUVO UN PEQUEÑO RIFIRAFE CON UN GRUPO DE ESPECTADORES, QUE LE INCREPARON

El meta de la 'Ponfe', Amir Abedzadeh, entre los nominados al premio “Mejor Portero del Mundo 2021”

El actual portero de la Sociedad Deportiva Ponferradina, Amir Abedzadeh, se encuentra dentro de la lista de nominados al premio “Mejor portero del mundo 2021” otorgado por la Federación Internacional de Historia y Estadística de Fútbol
amir-ponferradina-mejor-portero
El iraní Amir, en un partido reciente en el Estadio de El Tolarín en Ponferrada // FOTO: ELBIERZODIGITAL

Así, el guardameta del equipo blanquiazul que se unió a la Ponferradina durante el pasado mes de julio podrá ser el futbolista que alcance este galardón. En estos términos, cabe destacar que Abedzadeh procede del CS Marítimo, equipo con el que se encontraba compitiendo en la Primera Liga de Portugal. 

La historia futbolística de Amir Abedzadeh comienza en el Oragen County SC de Estados Unidos, para más tarde incorporarse a la plantilla del Persépolis FC, uno de los clubes más importantes del país. Después de dos temporadas, inicia un nuevo periodo futbolístico en Irán jugando con el Rah Aran FC. Sin embargo, es en 2016 cuando comienza un importante ciclo en el fútbol de Portugal, uniéndose al FC Barreirense y más tarde se unirá al CS Marítimo de Funchal, equipo que le permitió acceder a la máxima categoría en el país vecino. 

Entre otros detalles de la carrera futbolística del actual guardameta de la Ponferradina cabe destacar que formó parte de la convocatoria de su país para el Mundial de 2018, y actualmente reside en la Comarca del Bierzo.

INCIDENTE AL FINAL CON ALGUNOS AFICIONADOS CARTAGENEROS 

Al acabar el encuentro en Cartagena Amir tuvo un pequeño lio con algunos de los aficionados que se encontraban en el Fondo Sur. Cuando el iraní se acercó para saludar a algunos conocidos mantuvo unas palabras con un grupo de aficionados, a los que el iraní le respondió. Los ánimos se caldearon y tuvo que aparecer el jefe de prensa de la ’Ponfe’ para llevarse a su portero hasta los vestuarios y evitar que la cosa fuese a más.