EL ZARAGOZA LE EMPATE EN EL MINUTO 81 Y SUMA CINCO PARTIDOS CONSECUTIVOS SIN UNA VICTORIA EN EL CARTAGONOVA

Al Cartagena se le olvida ganar (1-1)

El Cartagena sigue dejándose puntos en casa. Los dos últimos ante un Real Zaragoza que incluso pudo haberse llevado la victoria. El equipo que ahora dirige Pepe Aguilar se quedó a medio camino de reaccionar y no supo mantener la ventaja que le dio el tanto de Andújar a la hora de juego. El conjunto blanquinegro suma ya cinco partidos consecutivos sin conseguir la victoria en casa y por ahí es donde sangra el equipo. De los últimos 15 puntos jugados en el Cartagonova ha dejado escapar nada menos que 13. Al Efesé se le olvida ganar. Y en casa, más aún.

foto portada

Rubén Castro intentando aguantar un balón con Gallar de fondo // FOTO: FC Cartagena 

FICHA TÉCNICA 

FC Cartagena: Marc Martínez; David Simón, Andújar, Carlos David, Forniés; Aguza (77' Clavería), José Ángel, Nacho Gil (82' Cayarga), Gallar; Elady (61' Harper) y Rubén Castro

Real Zaragoza: Álvarez; Vigaray (71' Tejero), Francés, Jair, Nieto; Zanimachia (71' James), Francho, Eguaras (77' Iván), Chavarría (77' Zapater) ; Fernández y Narváez (48' Juanjo Bermejo)

Goles: 1-0 (60' Andújar); 1-1 (80' Iván)

Árbitro: Saúl Ais Reig (colegio valenciano) mostró cartulina amarilla a José Ángel Jurado, Aguza, Carlos David por parte del FC Cartagena y Vigaray por parte del Real Zaragoza  

Incidencias: Partido disputado en el Estadio Municipal Cartagonova a puerta cerrada. 

033

Los jugadores albinegros al salir del túnel de vestuarios antes de iniciar el partido // FOTO: Raúl Velasco

LA CRÓNICA

Por SALVA CASTIÑEYRAS

Se estrenaba el FC Cartagena en este año 2021, y en la primera parte eso sería lo único que veríamos cambiar en principio, el año. En mitad de las navidades y las festividades el fútbol profesional no para y los cartageneristas desean ver a su Efesé levantar la cabeza. Y por lo menos se obtuvo un punto, si bien, contra un rival que por posición en la tabla debería haberse sacado mas. 

Segundo partido de Pepe Aguilar como primer entrenador albinegro, aunque ojo, el primero como entrenador oficial, y el once que nos mostraría no resultaría muy impactante, los únicos cambios relevantes serían las bajas obligadas de Carrasquilla y De La Bella, en su lugar sacaría al césped a sus recambios naturales, Forniés y Aguza. Por lo demás seguiría el hilo de los últimos onces de Borja Jiménez. 

El peligro albinegro empieza por las botas de Alex y de eso Aguilar se ha dado cuenta

Si bien, es verdad que en el terreno de juego seguía teniendo la particularidad de que Alex Gallar en vez de estar anclado a la banda, se situaría de media punta para cobrar más protagonismo y generar cuanto más fútbol mejor. 

Enfrente un Zaragoza 'engañoso' si miramos la tabla. Ya que se sitúa penúltimo de tabla con 16 puntos, a tres de los albinegros que sumaban 19. Pero como ya he dicho, algo engañoso, porque debido a esta mala situación del club, desde la directiva estuvieron atentos y consiguieron quedarse con los servicios de Juan Ignacio Martinez, un viejo conocido por la trimilenaria, que volvería en su segundo partido como técnico del Real Zaragoza.

El Zaragoza 'regaló' el balón al Efesé, esperando atrás para robar y salir al contraataque en esta primera mitad

El partido arrancó muy igualado y de hecho el Efese tuvo varias jugadas combinativo de en las que Alex Gallar pudo hacer mucho daño y filtrar pases peligrosos, pero la defensa zaragocista estaba muy implicada. Cosa de JIM, que claramente se veía por donde quería llevar el partido. Defensa atrás cerrada dejando tocar al Cartagena todo lo que quisiera. Para que en cuanto el conjunto blanquiazul robara, salir 'escopeteados' a buscar el contraataque. Se veía de lejos, pero aún así el Cartagena no supo cómo mantenerlos a raya y de hecho tuvieron varias ocasiones para ponerse por delante los visitantes.
Tan cerca estuvieron, que el VAR salvó por primera vez a los albinegros en liga, ya que anuló un gran gol a la contra del conjunto de JIM. 

EL VAR SALVÓ A LOS ALBINEGROS 
Fue en el minuto 43 cuando a muchos cartageneristas se les heló la sangre, en una gran conducción de balón por parte de los visitantes que consiguió sortear las líneas de los albinegros y dejársela a Narváez para que amagara una, y dos veces y golpear al segundo palo raso. Un golazo, pero no subiría al marcador por suerte para los de Pepe, que ya parecían hundidos psicológicamente ante el gol. Con esta sensación de flaqueza nos iríamos al descanso.

350

Elady intentando rematar el balón hacia puerta // FOTO: Raúl Velasco

Ya en la segunda parte el Real Zaragoza demostró querer mas el balón, y en los primeros 15 minutos acosaron a los albinegros y de que forma. Balones al área casi por minuto y varias ocasiones claras que se iban por centímetros. Sin duda los peores minutos de los de Pepe Aguilar en el encuentro. Salieron vivos como pudieron de aquel acoso por parte de los blanquiazules

Para ello tuvo que aparecer Marc, con una mano salvadora. En un mano a mano frente al delantero con todo a favor, y cuando ya casi se veía el (0-1), Marc demostrando una vez mas sus reflejos felinos sacó un balón increíble abajo. Si bien acababa de no mostrar mucha seguridad en una jugada en la que falla el guardameta al coger un balón a simple vista 'fácil' por lo que le sirvió para recobrar confianza.

Con todo y con eso, el fútbol a veces es muy caprichoso y en una jugada aislada a balón parado conseguiría poner el (1-0).

ÁNDUJAR PONE EL (1-0) EN EL PEOR MOMENTO DE LOS ALBINEGROS

Con todo el Zaragoza metido arriba, en su mejor momento, llegaría el gol de los albinegros. Por ilógico que parezca, en el momento justo llegaba el gol de los de Pepe Aguilar, cuando peor jugaban. Falta desde tres cuartos de campo que bota Alex Gallar, éste la puso al punto de penalti y ahí apareció la cabeza de oro del Efesé, el rematador nato en juagadas a balón parado. Gallar encontró la cabeza del 'vikingo' Andújar que mandaba el balón al fondo de la red. Poniendo el (1-0) en un momento decisivo, ya que era importante ver como el equipo reaccionaría sumándole la confianza que pudiera dar ese gol.

Pero por mala fortuna del aficionado cartagenerista, no cambió mucho el rol del partido. Un Zaragoza que lo quiso más, que combinaba mejor y atacaba con más peligro, se subía una y otra vez a los lomos de un Cartagena agotado psicológicamente. Y es que faltaba algo, motivación quizás o quien sabe qué, pero los albinegros no estaban con la intensidad que requería el partido.

Con el paso de los minutos las oportunidades iban y venían para ambos equipos hasta que llegó el empate de los visitantes. 

EL BALÓN PARADO SIGUE COSTANDO PUNTOS (1-1)

Una vez mas a balón parado, el empate visitante llegó de una falta lateral que remataba desde el punto de penalti casi sin oposición Azón (min. 81) que salió de banquillo. En una falta algo innecesaria en la salida de un córner. 

En los últimos minutos el FC Cartagena quiso rascar algo mas que el empate pero ya era demasiado tarde

Llegaron los últimos minutos y entonces el FC Cartagena quiso rascar algo más que el empate pero ya era demasiado tarde. Si bien destacar que Cayarga realizó muy buenos minutos en lo poco que disputó. Generando una falta que por milímetros no acabó en penalti a favor de los albinegros y además en esa misma, lanzada por él, hizo a Álvarez estirarse al máximo para evitar lo que hubiera sido un golazo de falta directa. 

Con el FC Cartagena metido en el área zaragocista acabaría el encuentro. Empate en casa ante un rival directo, el aficionado quizás esperara más de este partido en el que recordemos que ambos equipos se la jugaban. Con las bajas de Cordero y Sergio Lozano ya confirmadas veremos si se reforzará el equipo en este mercado invernal que acaba de comenzar, pero desde luego, se necesita tocar alguna tecla, sobretodo,  para que el Efesé gane en confianza en el césped.

====================================================================================================

PUNTO Y APARTE | PRESIDENTE Y DIRECTOR DEPORTIVO, EL BLANCO DE LAS CRÍTICAS

Manolete, Manolete,si no sabes torear…

Muy, pero que muy fino de verdad van a tener que hilar el binomio, que no pareja, formado por Paco Belmonte Ortiz y Manuel Sánchez Breis si no quieren ver como el chiringuito blanquinegro que tienen montado no se les cae encima. Ojalá que no. Esperamos y deseamos que no sea así. Queremos que a final de temporada salgan a hombros y no por la puerta de atrás, por la falsa, por las que salen los fracasados. Porque camino llevan y no les queda otra que enderezar el rumbo a la voz de ¡ya¡ si el dueño del club no quiere empeorar de la migraña que padece. Y es que motivos no le faltan para que le duela la cabeza.

Ellos no estaban entonces, seguramente más preocupados de saber cómo iba su Murcia que de lo que pasaba por el Cartagonova entonces. Pero a los miles de cartageneristas de verdad, de los de sentimiento blanquinegro, este camino que ha cogido el equipo les suena, nos suena, a aquel otro equipo que también diseñado por otro murciano, buena persona al menos, que se fue a pique con todas las de la ley.

Tres puntos es la diferencia con el Cartagena de la jornada 20 de aquel mes de enero de 2012 que, semana a semana, fue cavando un hoyo en el que estaría ocho largos años hasta que sonó la flauta de la suerte y, tras una buena gestión y mucho aguantar en cinco años, el binomio B&B alcanzaron el ascenso. Bien. No nos duelen prendas al decirlo.

Breis y Belmonte presentan los precios/Foto: Prensa FCC

Breis y Belmonte, conocidos como B&B, obligados a tomar soluciones

Pero las cosas se han complicado y de qué manera además. Mala cama tiene el perro. Cuando las críticas de los más fervientes seguidores arrecian y los ‘palmeros’ y ‘mandaos’ callan es que algo ocurre. Ni más ni menos que esta plantilla, ideada por Belmonte y por Breis, no funciona ni con Borja ni con Pepe Aguilar ni aunque trajesen al mismísimo Jürgen Klopp ni con el que venga mientras haya gente que no sepa fichar, mientras nos quieran hacer creer que son los mejores ‘fichaores’ del mundo cuando en realidad una de dos: o no dejan de ser unos pardillos futbolíusticamente hablando, que, a la vista está, no tienen ni idea o le han ‘colado’ cada fichaje que ¡vaya tela, por favor! menudo fichajes se han hecho para este equipo por no hablar de los nueve cedidos para abaratar costes.

Cuando cambien los resultados, si es que cambian –ojalá- también lo diremos. Pero ahora hay lo que hay. Pencho Angosto, el ‘number one’ de los peñistas, no ha podido ser más claro. “Si hubiese gente en el estadio ya habrían pedido la cabeza del director deportivo”, es decir, del periodista Manuel Sánchez Breis que este verano se daba golpes de pecho y este invierno tiene que estar callado porque ve que los palos del sombraje se les cae encima. Él, cuando ejercía su profesión, también diría con honestidad las cosas que no funcionaban en su Murcia del alma. Lo que hacemos aquí vamos, que avisamos que este nuestro Cartagena del alma se nos va a pique si alguien no le pone remedio.

Las cuentas están cada vez más claras. Quedan 22 partidos, 66 puntos por delante de los que el Cartagena necesita prácticamente la mitad. ¿Será posible? Ojalá que sí, que espabilen, que se den cuenta del tremendo fracaso de esta plantilla, que se dejen de parches, que aparquen sus ‘bussiness’ a los que tanto tiempo dedican y que estén acertados de verdad a la hora de dar bajas y altas. Eso sí, ya no tienen margen para más fallos.

Si mantienen su actitud, su altivez y su prepotencia y no reconocen sus errores van a terminar escuchando el ‘Manolote, Manolete, si no sabes torear p’a que te metes”. Asi que suerte y al toro maestros. Y se ‘escapan’, como bien dice el amigo Pencho, de que las gradas del estadio siguen vacías deaficionados. De lo contrario iban a saber lo que vale un peine en el Cartagonova.