ANTE UN RIVAL INCÓMODO QUE NO PARECIA EL COLISTA EN EL PRIMER TIEMPO

El regreso de Cristo y la sequía rota de Aketxe, lo mejor de una tarde gris que no pasará a la historia

Desde el 2 de mayo del año pasado, día en el que se rompió Cristo Martin su tendón de Aquiles, estaba el canario sin jugar. Diez meses rotos con una atronadora ovación con el público puesto en pie. Eso, y que Aketxe rompiese su sequia de goles desde el 17 de diciembre en Marbella fue lo mejor de una tarde gris donde lo mejor fueron los tres puntos ante un colista que, hasta el descanso, no pareció que lo fuera

Cristo volvió a disputar un partido oficial con la albinegra/RAÚL VELASCO-SCT
Cristo volvió a disputar un partido oficial con la albinegra/RAÚL VELASCO-SCT  

Otros tres puntos al bote. Eso fue lo mejor de una tarde que arrancó muy bien con el gol inicial de Aketxe a los 5 minutos de juego y que acabaría mejor con el triunfo al talego, al fin y al cabo, lo que se perseguía.

En medio, la reaparición a muy buen tono y sin haber perdido un ápice de su exquisita técnica, la reaparición del canario Cristo Martín, que se llevó una de las mayores ovaciones de la actual temporada, con el público puesto en pie recibiendo a uno de sus futbolistas más icónicos.

Porque la tarde, aunque no pudo empezar mejor con el gol de Aketxe que ponía fin a una larga racha de ocho jornadas consecutivas sin marcar, el partido fue adentrándose en unas curvas peligrosas, dónde el At. Malagueño tuvo hasta tres clarísimas oportunidades de haber marcado. Una la salvaba Cordero sobre la misma línea, la segunda también sobre la línea era Moisés y por último un remate del malagueño David Grande que llevaba todo el veneno del mundo.

Cristo por fin jugó minutos en partido oficial

Los jugadores albinegros celebran el gol de Aketxe/RAÚL VELASCO

Menos mal que llegaría Fito Miranda, quien se sacó un zurdazo de los de antes de la guerra que mandaría a Samu, portero malagueño, a recoger el balón de dentro de su portal. Ahí puede decirse que acabaría el encuentro ya que, a partir de ahí el Malagueño fue para abajo y los albinegros volvieron a controlar la situación.

554

Fito Miranda hizo el 2-1 ante el Malagueño/RAÚL VELASCO-SCT

LA VUELTA DE CRISTO AL FÚTBOL

Pero entre el segundo gol de Fito y el tercero, obra ¡cómo no! del ’pichichi’ del grupo el ‘cuco’ Elady Zorrilla, aún tendría que pasar otra de las connotaciones importantes: el regreso del canario Cristo Martín después de ¡10 meses! sin jugar un partido oficial. Se lesionó en un entrenamiento en el campo ‘López Belmonte’ de la barriada de Las 600 y desde entonces estaba sin jugar.

Lo hizo y a buen nivel habría que decir. Su técnica y su calidad siguen intactas y eso es lo que cuenta, que Cristo ha vuelto y por la puerta grande a juzgar por la cerrada ovación que se llevó desde cualquier punto del Estadio. Cristo aún tiene muchas cosas que decir en el Cartagena a juzgar por las ganas con las que ha vuelto.

Cristo por fin jugó minutos en partido oficial

Cristo por fin jugó minutos en partido oficial/RAÚL VELASCO-SCT