EL EX ALBINEGRO MICHEL ZÁBACO, AUTOR DE AQUEL GOL EN PROPIA PUERTA EN MAJADAHONDA, REGRESÓ CON EL BURGOS ESTE DOMINGO PERO SE QUEDÓ SIN JUGAR DE NUEVO

Michel Zábaco, el regreso de un tipo honrado, que se queda sin jugar en Cartagena

En este Burgos que saltará al césped del Cartagonova por segunda vez en su historia juega un defensa, buen futbolista y mejor persona, cuyo nombre permanecerá unido al síndrome de las grandes desgracias del ‘Pupas’ albinegro: Michel Zabaco. Atrás quedó aquel desgraciado y doloroso gol en propia puerta en el Cerro del Espino ante el Rayo Majadahonda cuando el Efesé que dirigía Alberto Jiménez Monteagudo ya saboreaba el acenso. Era el minuto 96, un saque de banda desde la banda derecha, Zabaco cabeceaba hacia atrás en su intento de despejar y la pelota que se colaba irremisiblemente en el fondo de la portería que defendía Pau Torres. Fue un ‘palo’ tremendo del que solo el tiempo ha sido capaz de cicatrizar aquella profunda herida.

27.04.18.MAJADAHONDA. ALEGRIAS DE LOS JUGADORES DEL RAYO MAJADAHONDA TRAS GANAR CONSEGUIR EL ASCENSO A SEGUNDA DIVISION (LIGA 123). FOTO: © DAVID MOIRON
Michel Zábaco a la derecha de la imagen, se echa las manos a la cabeza tras darse cuenta de la trascendencia y el recorrido que tendria el gol que se acababa de marcar en su propia portería | Foto RAUL VELASCO/SPORTCARTAGENA

De esa manera tan cruel para el cartagenerismo el Rayo Majadahonda logró el ascenso a Segunda División por primera vez en su historia tras vencer (1-0), con ese gol de Zabaco en el minuto 97, al Cartagena, e hizo valer el valor doble de los tantos en campo contrario después de haber perdido en la ida por 2-1. Tras marcar en el partido disputado en el Cartagonova, los madrileños necesitaban remontar. Esto sucedió en el tiempo de descuento, cuando Michel Zabaco, entonces jugador del Cartagena, anotó en propia puerta, propiciando el triunfo y el ascenso del Rayo Majadahonda. De aquello ya han pasado más de tres años.

2018052715545017273

Este fue el once inicial de aquel Efesé en Majadahonda. Michel Zábaco es el segundo de pie, empezando por la derecha | Foto RAUL VELASCO / SPORTCARTAGENA

Recordemos que aquella mañana el Cartagena jugaría con este once: Pau Torres, Mejías, Moisés, Zabaco, Jesús Álvaro, Chavero, Cordero, Ruibal (Sergio Jiménez, 83’), Hugo, Aketxe (Moussa, 83’) y Rubén Cruz (Owusu, 61’).

El entonces defensa albinegro tenía otro año más de contrato de haberse consumado aquel ascenso. Así estaba acordado en su contrato. Zabaco, que vivía en uno de los edificios de la Alameda de San Antón, era feliz en Cartagena, acababa de ser padre. Pero Michel y Belmonte hablaron a los pocos días y decidieron que lo mejor para todos era dejarlo y echarle tiempo para que la herida cicatrizase.

Michel Zábaco solo ha vuelto una vez al Cartagonova, lo hizo con la Ponferradina un año después del drama en el Cerro del Espino, pero aquella tarde se quedó en el banquillo sin jugar

Y lo que son las cosas, Michel emigró hacia Ponferrada. Natural de Burgos hizo un buen año en la Ponferradina y acabaría ascendiendo aquella temporada pero antes se dejó al Cartagena en la cuneta. En el partido de ida ganaron los bercianos (1-2) después de que Rios Reina y Yuri –siempre Yuri-  éste último en el minuto 86, acabasen dándole la vuelta al 1-0 que Rubén Cruz había logrado en el 25.

Michel Zabaco no jugó aquel partido de ida en el Cartagonova, estuvo en el banquillo con el dorsal 5, casi escondido y sin dejarse ver mucho porque la herida seguía reciente, porque Bolo, que ya era el técnico de la ‘Ponfe’ prefirió que Zabaco no saltase aquella tarde al césped del Cartagonova para evitarle al central burgalés pasar por un mal trago.

2018052715274271401

Varios seguidores cartageneristas, todos ellos muy jóvenes, tuvieron que saltar al césped al acabar el partidopara consolar a los jugadores cartageneristas tras el gol fatídico de Zábaco | Foto RAUL VELASCO / SPORTCARTAGENA

En la vuelta Michel Zabaco sí salió a jugar, lo hizo desde el minuto 80 supliendo al central Jon García. Al final de aquel partido Michel acabó abrazado a muchos de los que habían sido sus compañeros a su paso por el Efesé en aquella infortunada mañana del Cerro del Espino. Desde entonces los destinos de Michel Zabaco y el Cartagena no se habían vuelto a cruzar hasta este domingo, que sí lo harán de nuevo en el Cartagonova y con bastantes posibilidades de que el central ahora burgalés juegue desde el inicio.

Las dos temporadas que jugó en el Cartagena tuvo un comportamiento ejemplar; su único lunar fue el accidente de aquel gol en propia meta que acabaría costándole un ascenso que ya tenían en las dos manos

Zabaco jugó 62 partidos entre las dos campañas que estuvo en el Efesé marcando 3 goles, siendo titular en 61 de esos 62 encuentros, con un total de 5496 minutos. Si bueno fue su rendimiento sobre el césped mejor lo fue como persona. Correcto, educado y ni un solo problema. Este domingo asistiremos al regreso de un futbolista que tuvo que sufrir aquella desgracia futbolística pero que, ante todo, siempre demostró ser un tipo honrado y con eso nos quedamos. Por nuestra parte bienvenido sea de nuevo a la que fue su casa y estuvo feliz. Nada que objetar a nada.