martes. 27.09.2022
HASTA QUE ESO OCURRA NO SE ANUNCIARÁ OFICIALMENTE SU FICHAJE

Rubén ya es del Málaga a falta de cobrar 1.200.000 euros y que el Cartagena encuentre rápido un sustituto de garantías

Rubén se marcha y pone de esta manera punto final a uno de los grandes culebrones del verano. El Málaga ha subido hasta 1.200.000 euros su oferta y el Cartagena ha rebajado en 100.000 euros sus pretensiones con lo que el millón trescientos mil euros se quedará en esa cifra...
Rubén se marcha y pone de esta manera punto final a uno de los grandes culebrones del verano. El Málaga ha subido hasta 1.200.000 euros su oferta y el Cartagena ha rebajado en 100.000 euros sus pretensiones con lo que el millón trescientos mil euros se quedará en esa cifra de1,2. “Es lo justo” aseguraba ayer un portavoz de la entidad malacitana “aunque nos ha costado mucho llegar a esa acuerdo porque han sido horas y horas de largas conversaciones”.

Sin embargo, el Cartagena no dejará a Rubén vía libre hasta que David Buitrago haya encontrado un portero de garantías. Será muy difícil cubrir la ausencia del meta gallego y más a bote pronto. Su demarcación en la portería es de las decisivas en cualquier equipo del mundo y más en su caso con lo que David Buitrago, director deportivo de la entidad albinegra, no para de gastar batería hablando por teléfono. Bueno, bonito y barato no existe, sólo cabe recurrir al mercado y traerse a algunos de los que están en la agenda, con veteranía y que guste. Primero a Juan Ignacio y a Paco Gómez y después a todos los demás.

Mientras, Rubén espera. Él ya sabe que se va y está tranquilo en ese sentido. El problema viene por si el club albinegro no encuentra sustituto a tiempo. La Liga está a la vuelta de la esquina y aunque el jugador tiene el compromiso de que no jugará en el club la sóla presencia de Rebollo en la plantilla hace temblar a más de uno, al primero a Juan Ignacio. No cabe otra solución que fichar a prisa y corriendo y jugárselo todo a una carta.

El portero gallego tampoco podrá despedirse de la afición, que se muestra dividida en cuanto a su salida. Para unos es lo normal y lo entendible, las oportunidades se dan pocas veces en la vida, para otros es tanto como dejar a los cartageneristas con el culo, con perdón, al aire. Si por una de esas carambolas de la vida tuviera que seguir de blanquinegro alguno no se lo iba a perdonar.

Lo único cierto es que la trayectoria de Rubén como cartagenerista ha sido de sobresaliente. Lo trajo Fabri González a principios de la temporada 2008/2009 porque le conocía de su etapa juvenil por Galícia y fue todo una, llegar y jugar a costa de otro gran guardameta como Castilla (ahora en el Palencia) que acabó siendo su suplente.

Rubén, buen chico y excelente portero, ha tenido más aciertos que errores, que ojo, también los tuvo porque no es infalible. Ahora su vista la tiene puesta ya en Martiricos, la calle donde está ubicada la sede del Málaga, le esperan con los brazos abiertos y confían en tenerle ejercitándose en el Ciudad de Málaga antes del fin de semana.


Rubén ya es del Málaga a falta de cobrar 1.200.000 euros y que el Cartagena...
Comentarios