lunes. 30.01.2023

Tocado…y hundido, pancarta para saldar una deuda pendiente en Murcia

El más que probable descenso del Cartagena no será un buen negocio para la Región futbolera como antes tampoco lo fue el del Murcia. Lo dijimos en su día y lo mantuvimos. Pero eso, para una gran parte de la afición murcianista, poco importa. Lo que les vale es que,...
El más que probable descenso del Cartagena no será un buen negocio para la Región futbolera como antes tampoco lo fue el del Murcia. Lo dijimos en su día y lo mantuvimos. Pero eso, para una gran parte de la afición murcianista, poco importa. Lo que les vale es que, al fin,  llegó al grado de venganza, a la que veladamente también se sumaron algunos políticos de la capital y regionales y algunos periodistas murcianos con marcado acento anti-cartagenerista.

Más que el 1-4 de hace dos años que fue inapelable muchos tenían guardado en Murcia la espina del descenso del Murcia y cómo fue aplaudido aquella tarde al finalizar el Cartagena-Albacete que finalizaría con un no menos bochornoso 0-4 para los manchegos.

Aquella tarde quedó grabada a fuego para muchos aficionados granas entre los que cabría añadir a determinados políticos, tanto con rango capitalino como otros que cobran por defender los intereses generales de la Región. Y en ese mismo paquete cabría añadir a determinados periodistas cuyo marcado acento anti-cartagenerista es palpable y notorio.

La venganza está consumada para muchos de estos personajes –a la afición grana hay que dejarla fuera porque es un sentimiento entendible e inevitable- que han aireado en todo este tiempo son filial y fobias contra el Cartagena y todo lo que huele a cartagenerismo. Ahora sólo les queda esperar a que se consume lo que ya parece inevitable, salvo milagro, y los cartageneristas se estrellen de nuevo con todas las de la ley en Segunda B. Hasta ahí se entiende.

También entiendemos que el sentimiento es libre y parece lícito que cada cual elija la pasión que quiera, la que le dicte su corazón. Lo que ya no parece tan de recibo es que algunos de estos personajes cuyos nombres están en la boca y en la mente de muchos prediquen con la doble moral hasta alegrarse lo indecible por este batacazo que supondrá el esperado descenso del Cartagena que se ve venir y al que habrá que afrontar desde la tranquilidad y la paciencia.

No será aquí donde se recuerde que en dónde las dan las toman. Y que esta nueva herida que se abre a nivel futbolístico algún día volverá a salir. Y que estaremos como siempre, con unas rencillas interminables que solamente pueden llevar más aún a una desunión que existe desde los tiempos de Mariacastaña.

Alguien tendría que mirarse alguna vez el ombligo y pensar si estamos en el camino acertado. Para el Murcia de Samper la deuda parece saldada. El Cartagena, como dice la pancarta, llegó muy tocado a Murcia y ahora parece hundido.

Tocado…y hundido, pancarta para saldar una deuda pendiente en Murcia
El usuario es responsable de sus comentarios. Se compromete a que no difamen, insulten, contengan información falsa, abusiva, pornográfica, amenazadora, que dañe la imagen de terceras personas o que infrinja alguna ley.
Sportcartagena se reserva el derecho de eliminar los comentarios que considere inadecuados.
Comentarios