SALA DE PRENSA Y VESTUARIOS, ANEGADOS POR EL AGUA

Las últimas lluvias provocan daños y dejan numerosas secuelas en el estadio Cartagonova

La sala de prensa del Cartagonova de nuevo ha quedado destrozada. Foto SCT
La sala de prensa del Cartagonova de nuevo ha quedado destrozada. Foto SCT  

La lluvia volvió a hacer de las suyas en el Cartagonova.  Ya parece lo normal cuando llueve más de la cuenta. Esta vez fue la tromba de agua que caía este sábado y dejó anegados de agua los vestuarios, sala de prensa y gimnasio. Lo que se dice un desastre. Uns horas antes del partido estuvimos recorriendo las tripas del Cartagonova, así lo encontramos y así os lo queremos contar desde las tres de la tarde 

La sala de prensa del Cartagonova no gana para reconstrucciones y arreglos varios. Si durante el mes de noviembre una inundación fue arrasada ahora estamos en las mismas, ya que este sábado la importante cantidad de agua caída la anegó por completo. Esto ocurría en la madrugada del viernes al sábado donde algunas calles del centro, por ejemplo en Ciudad Jardín, también sufrían inundaciones parciales. Los bomberos, nos cuentan, tuvieron trabajo para dar y regalar.

IMG-20190421-WA0007Hay poca agua acumulada en el foso. Las bombas de agua funcionan bien. Foto SCT

En el estadio, de hecho, tuvieron que acudir para achicar todo el agua que se había acumulado en el terreno de juego y alrededores que incluso hicieron temer por la celebración del encuentro, en un momento dado. Hubo que trabajar durante todo el día del sábado para dejar en las mínimas condiciones unas instalaciones como las del Estadio que sufre cada vez que las lluvias aparecen.

YIMG-20190421-WA0017Otra imagen de la sala de prensa, que habrá que rehacerla por enésima vez. Foto SCT

es que ya se ha convertido en una constante el hecho de que, cada vez que cae con fuerza, el recinto cartagenerista sufra las consecuencias. En esta ocasión hubo que recurrir además de los bomberos, a todo el personal que trabaja a diario en el Cartagonova para dejar las instalaciones bajo un mínimo de normalidad y que se pudiera jugar el encuentro ante los almerienses.

IMG-20190421-WA0024

La zona mixta se habilitó para las ruedas de prensa postpartido. Foto SCT

La sala de prensa del estadio es la que suele llevarse la peor parte. Hace cinco meses quedó prácticamente devastada tras otra inundación, lo que obligó a cerrarla y reconstruirla de nuevo. Apenas llevaba unas semanas en marcha cuando de nuevo ha vuelto a sufrir las consecuencias de unas lluvias que, como suele ocurrir, nunca llueve al gusto de todos.IMG-20190421-WA0014

El terreno de juego en buenas condiciones aunque debajo tiene mucha agua acunulada. Foto SCT

Las imágenes que aportamos hablan por si sóla. Una sala de prensa devastada una vez más y apenas cinco meses después de su última desgracias y con solo dos meses de su reestreno, el gimnasio, los vestuarios, muchas agua en el pasillo central y en las escalinatas de acceso, un desastre minimizado por el trabajo del día anterior, donde pasaron entre 12 y 14 horas –nos cuenta Jesús Cruz, responsable de las instalaciones- trabajando a brazo partido, sin descanso.IMG-20190421-WA0018

Acceso al túnel del equipo visitante. Foto SCT

Esta semana, una vez se conozcan la totalidad de los deterioros, se preparará un informe `para conocer el coste total de todos los daños producidos, que pueden ser elevados.