EL PANAMEÑO, AJENO A TODO, YA ESTÁ DE VACACIONES AUNQUE PREFIERE NO VIAJAR A SU PAIS POR LA PANDEMIA

El Valencia vuelve a retomar su interés por el ‘Coco’ Carrasquilla

El internacional panameño vuelve a ponerse en el punto de mira de un equipo de Primera División, el Valencia, club que ya hizo su tanteo con el joven futbolista a principios de temporada. El jugador, que ya está de vacaciones aunque ha preferido no viajar a su país por la pandemia, está ajeno a todo y en lo único que piensa es en recuperar fuerzas con los suyos y servirle al Cartagena en Segunda, con un contrato que tiene de cinco temporadas

Adalberto-Carrasquilla esta temporada ante el Cádiz B, completando todo un partidazo//Foto RAUL VELASO/SCT
Adalberto-Carrasquilla esta temporada ante el Cádiz B, completando todo un partidazo//Foto RAUL VELASO/SCT  

Adalberto Carrasquilla (Panamá, 1998), al que le gusta que se le llame Coco, ha roto moldes en la categoría de bronce de fútbol español con su reciente fichaje por el Cartagena, el club al que llegó en agosto y en el que jugaba que se anunciara su traspaso definitivo, lo hace en propiedad. Ahora, su extraordinaria temporada ha vuelto a reclamar la atención de los clubes grandes, en este caso el Valencia, quien ya lo tuvo este verano en el punto de mira, junto al Sevilla.

El joven centrocampista, un futbolista con un futuro enorme, supuso un desembolso de 300.000 euros, la cifra que figuraba en la opción de compra que el club albinegro pactó con el Tauro FC, el equipo de procedencia del jugador y con el que conquistó la liga panameña antes de aterrizar este verano en España. Una inversión ‘estratosférica’ en una categoría en la que los presupuestos se ajustan al límite, una cifra «mareante» que supera los cerca de 200.000 euros abonados por el Extremadura al Cornellá, en enero de 2018, por Enric Gallego.

carrasquilla_crop1575040613451.jpg_423682103

Carrasquilla el día de su renovación con Belmonte y Breis hasta 2025//Foto SCT

El fichaje de Carrasquilla, internacional por la selección absoluta de Panamá que estaba siendo seguido por varios clubes de Primera y Segunda división, es un movimiento atípico en Segunda división B y no solo por el precio de su traspaso. También por los años que figuran en su contrato porque «Coco» ha firmado como albinegro hasta 2025 cuando lo habitual en esta categoría son firmas por dos o tres temporadas, en el mejor de los casos. Paco Belmonte, propietario del Cartagena, apostó muy fuerte por un futbolista que en sus primeros meses en el fútbol español ha demostrado un enorme potencial, una perla por pulir que en el futuro puede dejar unos buenos ingresos a las arcas del Cartagonova. Posiblemente el traspaso más caro en la historia de Segunda B, dejando al margen los movimientos de los filiales de grandes clubes como Barcelona o Real Madrid.

El 'Coco' Carrasquilla el día deNo es nada habitual, sin embargo, que un club de Segunda división B pague traspaso por un jugador porque, en la mayoría de los casos, los clubes recurren a cesiones o a futbolistas que quedan libres. La economía del fútbol de bronce no da para mucho más, aunque el Extremadura rompió en enero de 2018 esta norma no escrita cuando compró al goleador Enric Gallego. Un fichaje que revolucionó la categoría.

El pasado verano, el Burgos CF, que esta temporada ha aprobado un presupuesto de 4,5 millones de euros, llegó a ofrecer al Cartagena hasta 350.000 euros por el delantero Elady, a pagar en varios plazos, pero Belmonte se remitió a su cláusula de 500.000 euros y el futbolista finalmente no se movió de vestuario. Como el Extremadura en su día, ahora ha sido la entidad albinegra la que ha generado un terremoto en la división de bronce.

UNA ADAPTACION RÁPIDA EN TODOS LOS SENTIDOS

Carrasquilla, de 21 años, se ha adaptado rápido al de fútbol español y primero Gustavo Munúa, y Borja Jiménez después, han sabido apostar por el panameño, dándole atributos de líder. Un futbolista que sido internacional en todas las categorías inferiores de la selección de Panamá hasta llegar a debutar con la absoluta, con tan solo 19 años.

En el Cartagena no preocupa en absoluto los ‘cantos de sirena’ que llegan desde Valencia aunque todos sabemos que en el fútbol todo se puede comprar, Solo hace falta dinero. Peo Adalberto está feliz en Cartagena donde se siente cómodo y querido,