EL INVITADO DEL DÍA | EL TÉCNICO DEL CD LAPUERTA HABLA CON SPORTCARTAGENA SOBRE SU EXPERIENCIA EN LOS BANQUILLOS DEL FÚTBOL BASE CARTAGENERO

Carlos Risueño: "Con la pandemia estamos un poco limitados, hemos tenido que cambiar todo el proceso educativo y formativo"

Carlos Risueño, para lo joven que todavía es, ya se ha convertido en todo un veterano de los banquillos del fútbol base cartagenero. Es el invitado del día.

Risueño1
Carlos Risueño en el banquillo

ÁLVARO PRIAN

Carlos Risueño es natural de Cartagena, y experto entrenador enfocado en el fútbol base, ha pasado por numerosos clubes que ahora enumeraremos y de todos ha salido con la cabeza bien alta, incluso con algún título en el bolsillo pero sobre todo, con el cariño y el reconocimiento de sus futbolistas que, con el paso de los años, siguen guardando la misma amistad con el que una vez fue su ‘mister’. Actualmente, con el CD La Puerta, se mantiene líder en su propia categoría Sub23 y espera poder seguir siéndolo tras el encuentro de este próximo fin de semana ante el Algezares en donde tendrán que luchar por permanecer primeros con un total de ocho puntos 

Risueño2

Plantilla de su actual club, el CD La Puerta 

PREGUNTA: Carlos, ¿A cuántos equipos has entrenado ya en Cartagena y comarca? Porque eres todo un experto en banquillos del fútbol base cartagenero

RESPUESTA: Te podría nombrar todos, pero son muchos, entre otros está Ciudad Jardín, CD Mediterráneo, Deportiva Minera, Esperanza, Torre Pacheco, Mar Menor, Santa Ana, Pozo Estrecho, y la lista sigue.

P: Si tuvieses que elegir a uno ¿Con cuál te quedarías? ¿Y en qué época?

R: La verdad es que con todos me quedo con muchas cosas, entonces no podría señalar a uno en concreto, pero bueno, quizá Torre Pacheco me dejó bastante huella. Pero todos los demás también, estuve en Tercera División en Pozo Estrecho, en Preferente en la Deportiva Minera, y los demás, casi todos en etapas juveniles.

Carlos Risueño ha pasado por los banquillos de Ciudad Jardín, CD Mediterráneo, Deportiva Minera, Esperanza, Torre Pacheco, Mar Menor, Santa Ana, Pozo Estrecho...

P: ¿Hay mucha diferencia entre la Preferente y la Tercera División?

R: Sí, la verdad es que sí. El salto es grande entre ambas categorías, y bueno, el año de Tercera División con el Pozo Estrecho que conseguimos el ascenso después de 50 años de historia, fue una época muy bonita y disfrutamos mucho de la Tercera División que competimos con equipos de gran potencial económico y deportivo, y fue una experiencia muy bonita. 

P: ¿Cómo se podría dar para que no exista tanta diferencia entre la Preferente y la Tercera División?

R: La cosa es complicada, porque evidentemente los chicos jóvenes con capacidades buenas, aspiran a lo máximo, entonces la Tercera División, en este caso es la categoría máxima no profesional y no se puede hacer otra cosa. Los chicos están por categorías más altas. 

En Cartagena hay mucho potencial de cantera y es muy grande, lo que pasa, es que en pandemia estamos un poco limitados

P: ¿Hay cantera en Cartagena?

R: Sí, evidentemente, lo que pasa es que ahora con el tema de la pandemia estamos un poco limitados. Hemos tenido que cambiar todo el proceso educativo y formativo, pero Cartagena tiene un potencial de cantera muy grande. 

P: ¿Cómo se potencia la cantera del fútbol base de Cartagena? ¿Cuáles son los valores de las bases de Cartagena?

R: Hoy en día, están saliendo técnico muy cualificados, gente joven con muchas ganas de enseñar y el fútbol se van modernizando, nosotros nos vamos actualizando y vamos implantando cosas que van mejorando la formación de los chicos. 

P: Cuando un chaval que tú has formado, llega a debutar en el primer equipo del FC Cartagena ¿Qué es lo primero que sentís?

R: Hombre, sentimos un orgullo tremendo. Por el chico y por el trabajo realizado y no cabe duda de que nosotros trabajamos para que los chicos evolucionen. 

P: Además de cumplir sus sueños, el trabajo de fútbol base se tiene que notar y estar dentro del jugador ¿no?

R: Sí. El fútbol base de Cartagena tiene potencial muy grande y lo que los entrenadores quieren es que los chicos evolucionen y lleguen a lo más alto. 

P: Hablando de tu nuevo equipo, el CD Lapuerta, era uno de los pocos clubes que te faltaban en tu colección de banquillos. ¿Cómo llegas hasta ahí?

R: Bueno, la verdad es que después de tantos años, son muchos equipos. Pedro Zamora, que es el coordinador del club tenía ganas de que yo trabajara con él y bueno, es un gran amigo. El formar a los chicos siempre es cosa que a uno le agrada. 

Vamos líderes, y los chicos lo están haciendo muy bien, con mucha capacidad de aprendizaje. Esperamos que sea una buena temporada

P: ¿Cómo te está siendo la experiencia? ¿Es más difícil trabajar con niños que con Sub23?

R: Bueno, al final es una continuación de la etapa juvenil, son chicos más formados con la cabeza más asentada. Y la experiencia fenomenal, vamos líderes, tenemos ocho puntos, la verdad es que se está trabajando muy bien y son chavales de 20, 21 y 22 años que tienen mucha capacidad de aprendizaje y la estamos pasando bien. 

P: ¿Cómo manejáis el vestuario? 

R: Es muy importante empatizar con cada chico, porque cada uno tiene cosas distintas y entonces tienes que trabajar de forma psicológica con ellos para saber cómo es cada uno para llevarlo hasta donde a tí te interesa. 

P: ¿Crees que el COVID19 ha influido mucho y ha perjudicado especialmente en el fútbol base?

R: Ha afectado muchísimo. Ten en cuenta que hemos tenido que cambiar la metodología de trabajo, no hay acercamiento ni esa intimidad de vestuario, entrenador - jugadores. Ha tenido que reinventarse un poquito y estar en los tiempos que vivimos para que todo funcione. 

P: ¿Cuál es el protocolo que tenéis que cumplir en el fútbol base?

R: Para entrar en las instalaciones hay que tomar temperatura, echarse gel hidroalcohólico, apuntar el nombre del chico, el teléfono, sobre todo para tener un control en los entrenamientos. Tener mascarillas para entrenar y para todo, y guardar las distancias. 

P: ¿Cuántos años pueden quedarte por delante? Imagino que manteniendo la misma ilusión de siempre.

R: La verdad es que el fútbol lo lleva uno en la sangre y aunque muchas veces te replanteas hacer un parón, siempre llegan los veranos en los que los clubes te proponen y al final terminas aceptando. 

Risueño3

Carlos Risueño charlando con uno de sus jugadores