Construir una residencia deportiva, la otra posibilidad que se contempla

La construcción de una residencia deportiva en vez del tan cacareado hotel sería la otra posibilidad que ahora mismo se estaría contemplando por los responsables que tienen voz y voto, los que pueden decidir sobre el futuro inminente del Mundial 82, que no son otros que José Miguel Monje Carrillo, presidente de la Federación de Fútbol de la Región y de Ana Belén Castejón, alcaldesa de Cartagena.

Campo pequeño del Mundial 82 donde se construiría la pretendida residencia
Campo pequeño del Mundial 82 donde se construiría la pretendida residencia  

Colocar una residencia en donde se ubica ahora el terreno de juego que se utiliza para el F5 parece, a priori, más fácil a la hora de presentar un nuevo proyecto que, con toda seguridad y después de todo lo que se ha dicho y se ha escrito en los últimos días, se va a cambiar sí o sí.

De hecho en la AFCT se da por hecho el cambio de planes y ahí se justifican por qué no han entrado en juego todavía a la hora de defender a este club como integrantes de su asociación. Están esperando ese cambio de planes aunque falta por saber cuáles serán en concreto. Algunos de estos miembros de la AFCT no entienden demasiado bien que un presidente federativo como resulta ser Monje se dedique a promover planes urbanísticos dentro de un complejo eminentemente futbolístico, creado exclusivamente con esa finalidad.

De ahí puede que surja esa idea de la alcaldesa de la construcción de una residencia deportiva, de perfil mucho más bajo que la construcción de un hotel, pero que tampoco convence en la barriada.