lunes. 27.05.2024

Si no llega a ser por un médico que se encontraba presenciando el encuentro entre el Torre Pacheco y el Mazarrón la tragedía podría haberse consumado en el polideportivo pachequero, recuerda Carlos Risueño, entrenador del Pacheco y testigo de excepción ya que, según su versión el corazón se le paró hasta dos veces una vez que se desplomó. Alberto William Toms Marín "Willy" tiene 17 años y esta es su primera temporada en el club pachequero.

"La jugada” dice "pasó muy cerca de nuestro banquillo, ni siquiera tenía la pelota en juego cuando, de repente, vimos como se desplomaba y caía redondo al suelo, como si lo hubiese fulminado un rayo. Tremendo, fue tremendo¡¡” dice con el horror que debe suponer recordar esas imágenes.

"Se puso blanco de repente, blanco blanco, no podía respirar, la lengua se la estaba tragando y allí nos pusimos todos muy nerviosos. Menos mal que se encontraba este hombre al que Dios debió de haberle puesto ahí como un ángel de la guardia. Le hizo todo lo que debía y él fue (el médico que estaba presenciando el partido como un espectador más) el que le salvó la vida”.

Risueño regresó este sábado de la Arrixaca a última hora de la noche "lo hemos dejado muy tranquilo, todo está bien y los médicos nos han dicho que no nos preocupemos y que todo debe de ir a mejor”.

Este domingo Carlos Risueño también acudió al centro hospitalario y a su regreso las noticias seguían siendo buenas. "Está mejorando, pero el susto que nos llevamos no lo voy a olvidar en la vida”. Por fortuna, su madre no se encontraba presente "menos mal, porque si lo llega a ver todo, tal y como ocurrió, la que se muere habría sido ella”

“Fue tremendo, el mayor susto de mi vida; no lo olvidaré; cayó como fulminado por un rayo”
El usuario es responsable de sus comentarios. Se compromete a que no difamen, insulten, contengan información falsa, abusiva, pornográfica, amenazadora, que dañe la imagen de terceras personas o que infrinja alguna ley.
Sportcartagena se reserva el derecho de eliminar los comentarios que considere inadecuados.
Comentarios