viernes. 30.09.2022

Echo de menos a Juan Cervantes y sus partidos en 7 RM

Esto de estar sin que una ‘tele’ se apiade de la afición del Cartagena es lo que peor llevo en Segunda B. Ver al equipo albinegro se ha puesto caro, mucho más fuera de casa con lo que los seguidores arden en deseos de que llegue la hora del partido...
Esto de estar sin que una ‘tele’ se apiade de la afición del Cartagena es lo que peor llevo en Segunda B. Ver al equipo albinegro se ha puesto caro, mucho más fuera de casa con lo que los seguidores arden en deseos de que llegue la hora del partido para verlos en el Cartagonova.

Tengo la sensación de haber dado un paso atrás en el tiempo. Un paso atrás importante, cuando era muy difícil saber lo que ocurría y teníamos que conformarnos con escuchar las voces del inolvidable en la inolvidable Radio Juventud de Cartagena Manolo López Paredes o Jaime Cros Gil cuando este llegó procedente de Vigo y supuso una bocanada de aire fresco en la entobnces recién nacida Ser de Cartagena. O pocos años después con Pepe Navarro o el sin par Julio Clemente ya siendo Radiocadena y Radio Nacional. Eran nuestros ojos de entonces, los únicos capaces de llevarnos lo que aquel Efesé hacía por esos campos de Dios.

A finales de los años 90 llegaron los primeros partidos televisados gracias a lo que Canal Nou nos ofrecía desde el ‘Guillermo Olagüe’ de Gandía o el ‘Manuel Suñer’ de Alcira, campos en los que el Cartagena jugaba y daba el callo con Aranguren en el banquillo. Aquello sonaba a lujo. Nunca habíamos visto nada igual. Poco a poco nos fuimos acostumbrando a lo bueno. Así poco a poco hasta que llegamos al ya famoso ‘tatatatatatatatata’ que Juan Cervantes dejó para la historia cuando Carlitos Carmona le robaba la cartera al hoy cartagenerista Fernando Martín para que este le sirviera el balón a Juan Pablo y este, con su gol, nos llevara hasta el cielo.

Y ahí hemos estado subidos. En el cielo televisivo al menos durante las tres últimas temporadas. La primera con la práctica totalidad –menos el copero de Salamanca y en Elche- de todos los partidos televisados; la segunda temporada con una gran parte de partidos también por televisión. Y en la tercera campaña con muchos partidos. De ahí un salto a la nada. A cero partidos previstos para esta temporada si nadie es capaz de arreglarlo, cosa que lo veo bastante improbable.

A mí esto se me antoja volver al pasado, a muchos años atrás. Dar un retroceso en el tiempo gracias entre otras cosas a algunos de los politicuchos que nos rodean y a algún que otro mal gestor que también los había y los seguirá habiendo en 7 RM.

De verdad que lo siento porque esto sí que es Segunda B y esto sí que supone echar de menos a mí amigo Juan Cervantes y a las denostadas cámaras de 7 RM, cuyos trabajadores –cámaras, técnicos, realizadores, presentadores…- siempre trataban de hacer su trabajo lo mejor posible a costa de la pésima gestión de algunos de sus jefecillos. Espero que algún día, más temprano que tarde, seamos capaces de recuperar el tiempo ahora perdido.

Echo de menos a Juan Cervantes y sus partidos en 7 RM
Comentarios