sábado. 10.12.2022
Diego Ortíz | Arqueólogo y periodista

Humildad sí; falta de ambición, no

Así ha sido a la hora de confeccionar la plantilla, sin grandes dispendios pero con buenos aciertos, aunque en algunos periódicos se empeñen en decir, cuando se va a jugar contra el equipo de su ciudad, cosas como "se ha tirado la casa por la ventana" o "fichados a golpe...
Así ha sido a la hora de confeccionar la plantilla, sin grandes dispendios pero con buenos aciertos, aunque en algunos periódicos se empeñen en decir, cuando se va a jugar contra el equipo de su ciudad, cosas como "se ha tirado la casa por la ventana" o "fichados a golpe de talonario". Y esa humidad es patente también a la hora de afrontar cada uno de sus partidos

Esta actitud, que nos recuerdan cada semana jugadores y técnicos del club al negarse a lanzar las campanas al vuelo, pese a la posición del Cartagena en la tabla, la comparten -la compartimos- buena parte de la afición. Todos somos conscientes de que el principal objetivo es la permanencia, esos tan nombrados 50 puntos de los que, en catorce jornadas de liga, ya se han conseguido más de la mitad.

Pero, precisamente, por ese motivo, por el hecho de que el equipo de Juan Ignacio ha conseguido 26 de los 42 puntos disputados, pienso que, aunque el Cartagena sea un club humilde no debe por ello pecar de falta de ambición. Algo que comento por las palabras del propio JIM en sportcartagena de que se conforma con terminar la primera vuelta con diez puntos más de los 21 que quedan por disputar.

Me parece una cantidad de puntos que, aunque nos dejaría prácticamente salvados -sólo quedarían por conseguir 14 puntos en 21 jornadas- no se ajusta a la realidad de lo que está haciendo el equipo. Si apelamos a las matemáticas, que no siempre son una cienca exacta en el fútbol, el Cartagena ha conseguido un 56 por ciento de los puntos disputados, mientras que esos 10 que comenta Juan Ignacio supondrían un 44 por ciento de los que quedan por jugarse. Eso, sin lugar a dudas supondría un retroceso considerable en la trayectoria que se lleva hasta ahora.

Para dejarlo claro, o explicándolo de otra forma, quiere decir que Juan Ignacio se conformaría con ganar en casa a Salamanca, Córdoba y Recreativo y obtener tan sólo un punto en las salidas a Numancia, Levante, Hércules y Albacete. O, peor todavía, si se gana alguno de esos partidos fuera, o dos, supondría que se tendría algún pinchazo en casa contra los equipos citados.

La verdad es que, aún manteniendo los pies en el suelo de que somos un recién ascendido cuyo objetivo principal es la permanencia, que yo creo ya asegurada con poco que nos acompañe la suerte, la cifra de puntos que desea Juan Ignacio me parece un poco reducida. Quizás, una cifra en torno a los 13 puntos (lo que equivaldría a cuatro victorias y un empate) me parece algo más ajustada a la realidad de lo que puede hacer el Cartagena. Porque aunque quedan encuentros dificiles, los blanquinegros ya han demostrado de lo que son capaces en encuentros contra equipos como Rayo, Betis o Real Sociedad, campo este últmo donde tan sólo la mala suerte nos privó de la victoria y dio a los donostiarras el triunfo "in extremis".

Por todo ello, como digo en el titular, humildad sí, pero falta de ambición no. El ascenso puede ser una quimera, pero a veces éstas también se cumplen.

Y, por cierto, aunque hincha del Athletic, estoy escribiendo esto mientras que los vascos juegan su partido en Austria, ya que me he levantado de delante del televisor asqueado de la actitud de esa gente, de esos ultras, de esos neonazis que tratan a todos los habitantes de Euskadi como terroristas y hacen apología de unas ideologías tan sanguinarias como las de la propia ETA o Batasuna. A esta gente hay que erradicarlas del fútbol para que no sigan produciéndose hechos tan lamentables como los de esta noche.

Humildad sí; falta de ambición, no
El usuario es responsable de sus comentarios. Se compromete a que no difamen, insulten, contengan información falsa, abusiva, pornográfica, amenazadora, que dañe la imagen de terceras personas o que infrinja alguna ley.
Sportcartagena se reserva el derecho de eliminar los comentarios que considere inadecuados.
Comentarios