miércoles. 07.12.2022

Buena noticia: Belmonte quiere estar en el palco de NC

Viene de camino un partido que no necesita el aditivo de motivaciones especiales porque un derbi las tiene de por sí, de lo contrario no podría ser un derbi ni nada por el estilo. Cartagena y Real Murcia llegan esta vez, el domingo 8 de abril (18:30 horas) en situaciones diferentes pero con la necesidad de ganar. La ideal habría sido para los granas presentarse en su estadio con el elenco albinegro a tiro para dar el vuelco en la tabla de clasificación.También habría sido genial volver a trasladar  desde la ciudad marítima y trimilenaria 8.000 seguidores como en aquella matinal de noviembre, con el 1-4 en el marcador y el regalo de la portentosa actuación de Víctor Fernández, con dos goles en la meta de Elia, el día en el que a Mariano Sánchez, hoy factótum de Pinatar Arena, lo expulsó el árbitro Texeira Vitienes hacia el minuto 65 de juego. Si la distancia fuese hoy solo de dos o tres puntos nos agarraríamos al tópico para decir que sería una finalísima. No será así, no habrá cambio de posiciones  suceda lo que suceda porque los jugadores de José María Salmerón no han podido recortar las distancias y su colega Alberto Jiménez Monteagudo le lleva una ventaja sustanciosa y tranquilizadora de siete puntos.

El Real Murcia no hizo los deberes para apuntalar sus obsesivas pretensiones de acabar la Liga el primero (por la cuenta que le trae) y el FC Cartagena sí los está haciendo, sigue una hoja de ruta a partir del borrón de imagen en Las Palmas y  mantiene su codo a codo con el Marbella, esperando su caída, con un rendimiento en alza dibujado en sus dos últimos encuentros en el Cartagonova ante Jumilla y Extremadura: 6 puntos de seis en juego, con seis goles marcados.

La entidad de Nueva Condomina es una ‘jaula de grillos’ sin que su afición tenga la culpa

Y como en todos los derbis es osado y hasta suicida proclamar que uno de los dos, Murcia o Cartagena, es neto favorito esta vez. Lo podría ser el equipo que actúa de visitante porque sus números son mejores e institucionalmente la entidad de Nueva Condomina es una ‘jaula de grillos’ sin que su afición tenga la culpa y la estabilidad albinegra es envidiable. Pero no es recomendable acudir sacando pecho.

Lo más grato en las vísperas, cuando los medios de comunicación estrujan la sesera para ser cada vez más originales captando opiniones de protagonistas de relevancia, para dar carnaza al tema, es que  acabo de enterarme que Paco Belmonte esta vez quiere estar y de buen grado estaría en el palco de NC la tarde del domingo (no ha dicho si también con su inseparable adlátere Breis) y la novedad no deja de ser una buena noticia, el mejor detalle después de las escaramuzas anteriores que plantearon una tonta  guerra fría entre los dos clubes vecinos. El último derbi, en Cartagena, el 11 de noviembre del año pasado y con triunfo local (2-1, goles de Jesús Álvaro y Aketxe, y para el Murcia, de Chamorro, que ya no está en la plantilla pimentonera, sino en Logroño, donde ha marcado un gol en seis partidos), fue un ejemplo de deportividad y el camino no puede ser otro.

Buena noticia: Belmonte quiere estar en el palco de NC
Comentarios