7474

Ahora es el tiempo de los 7474

Y escribo desgraciadamente porque es un monumento a la gran corrupción y a la rapiña del dinero. Pero –siempre el dichoso pero- quien no tiene un buen equipo en las ligas profesionales no existe. Igual que el que no sale en televisión. Da miedo leer determinadas informaciones de cómo se confeccionó...