LLEGA LA POLÍTICA DE AUSTERIDAD CON EL INVERSOR MEJICANO

El Murcia pagará bajas retribuciones a sus nuevos fichajes

Mauricio García de la Vega, nuevo dueño del Real Murcia.
Mauricio García de la Vega, nuevo dueño del Real Murcia.  

Una vez que ya está en marcha el proyecto del empresario mejicano Mauricio García de la Vega en el Real Murcia, la entidad grana recortará  de forma notable el capitulo de gastos en contrataciones en el actual mercado de invierno. Llegará a una media de 20.000 € por fichaje

Momentos de clara austeridad en el Murcia, que acometerá una operación de saneamiento financiero y en sus estructuras. Sigue como Consejero el ex dirigente cartagenerista Deseado Flores, en materia deportiva y permanecerán otros colaboradores.

En el área deportiva el equipo murcianista intentará asegurar una plaza de playoff en la que aún no está situado incluso venciendo el pasado domingo en Écija. La competencia es fuerte y su vecino el UCAM Murcia sí se está reforzando y con mejor cartera a disposición de Pedro Reverte.

El Murcia lo fía casi todo, en lo económico, en la respuesta de su afición en la campaña de abonados de la segunda vuelta y en la gestión de su nuevo rector, que llega con buenos discursos en base a descartar  el mal empleo del dinero.

DESPIDO DE CRISTINA BUSTILLO

Después de una etapa de cerca de medio año colaborando en el Real Murcia, la cartagenera Cristina Bustillo, que fue llamada en su día por Deseado Flores, no entra en los nuevos esquemas y pasa a estar en desempleo. En esta situación quedó después de tener un peso específico en el FC Cartagena, cerca del puente de mando. Intervino en la transición del club de Paco Gómez a Sporto Gol Man y después ya no sería útil para los fines y planteamientos de Paco Belmonte que firmó la salida de otros empleados administrativos.

Bustillo estuvo catorce años en la entidad cartagenerista y su salida fue considerada improcedente por el propio club.

cristina-bustillo

Cristina Bustillo en su etapa albinegra. El Murcia del mejicano García de la Vega ha prescindido de ella.