LOS ALBINEGROS, OBLIGADOS A NO FALLAR

Primero a Badajoz y luego llegará el Murcia como rival en el derbi regional más esperado

El calendario aprieta. Para los albinegros y para todo el mundo. De momento estarán obligados a ganar en Badajoz si no quieren poner en juego el primer puesto. Y después hacer lo propio con el ‘eterno rival’ un Murcia que ha empezado a recuperarse en Granada

Fito Miranda celebra el tanto del empate ante el Villanovense/RAÚL VELASCO-SCT
Fito Miranda celebra el tanto del empate ante el Villanovense/RAÚL VELASCO-SCT  

La Liga en Segunda B ha entrado en un momento donde cualquier error se paga caro. El Cartagena lleva acumulados algunos, especialmente en las seis últimas jornadas donde los cartageneristas han cedido siete puntos con respecto al Melilla que, ahora mismo, es su más inmediato seguidor.

Solamente basta con recordar que en la jornada 27, tras ganar el Cartagena por 1-2 en el campo del Melilla, llegaban a disfrutar de una ventaja de hasta ¡diez puntos¡ en lo que parecía que ya dejaría fuera, o casi, a los melillenses, en la lucha por el primer puesto. Pero se ha visto que no, que nada más lejos de la realidad.

El bajón del equipo cartagenerista en este último tramo ha permitido a los melillenses en convertirse en su más inmediato seguidor, además de un Recreativo que, más lentamente, pero también sigue recortando las distancias que separaban a ambos conjuntos.

De esta manera los albinegros están obligados a no perder al menos en Badajoz para mantener el liderato y desde luego que a ganarle a toda costa a un Murcia que llegará a cartagena relajado, sin mucho que perder y bastante que ganar, al menos en tranquilidad.