LE VEREMOS POR EL BANQUILLO DEL CARTAGONOVA

Vicente Moreno cierra su etapa en el Mallorca para devolver al Espanyol a Primera

El Espanyol, salvo giro inesperado, tendrá entrenador en las próximas horas. Esta misma semana. Vicente Moreno, que era el objetivo prioritario, se está desvinculado del Mallorca y, en breve, será anunciado como nuevo preparador periquito, en principio, para las próximas tres temporadas. Será el encargado de devolver al equipo catalán a Primera.

Vicente Moreno en un partido de esta temporada con el Mallorca
Vicente Moreno en un partido de esta temporada con el Mallorca  

No obstante en informaciones que se recogen de esta misma tarde del sábado, faltaba el pago de la cláusula, que era de cerca de un millón de euros. De todas formas, según informa Última Hora, solo habría abonado la mitad. Parece que el acuerdo del técnico con el Mallorca ya es total. En las próximas horas se anunciará su desvinculación.

Precisamente, la planificación del Espanyol está a la espera de la última palabra de Vicente Moreno. La entidad ya ha contactado con Fran Mérida y con Keidi Bare, pero las dos negociaciones están paradas hasta que el técnico dé el OK. También deberá decidir sobre el futuro de Bernardo.

La indecisión de Moreno ha provocado un profundo malestar en la propiedad, como informó este diario el miércoles. El presidente Andy Kohlberg, que ayer emprendió viaje de regreso a Arizona, y el máximo accionista Robert Sarverno entienden la postura del entrenador, que ha roto de forma unilateral un contrato que no expiraba hasta 2022. Si siguiera como entrenador del Mallorca, la relación ya estaba viciada. La confianza que ha existido hasta hace escasamente un mes ya no hubiera sido la misma, y la propiedad ha optado por facilitarle su salida para poner fin a la relación, aunque con una serie de exigencias que, ahora mismo, no parecen insalvables.

Moreno, que dejará el Mallorca tras tres temporadas en el cargo de entrenador, con dos ascensos y un descenso, ha repetido en este final de temporada la misma fórmula que la pasada. Pese a tener contrato en vigor, siempre ha tirado balones fuera cuando se le ha preguntado por su futuro. El pasado ejercicio consiguió ampliar su contrato hasta 2022 y en este, cansado de ser la cara y la voz del club, y por considerar que ha cumplido un ciclo en el Mallorca, ha preferido plantearse nuevos retos y dejar la isla para intentar devolver al Espanyol a Primera División.

UN AÑO DIFICIL, DURO Y COMPLICADO

Moreno deja el Mallorca tras un año en el que ha tenido que lidiar hasta el pasado mes de enero con el destituido consejero delegado Maheta Molango. El choque entre ambos fue continuo, pese a que los dos huían de hacer públicas sus diferencias. El principal episodio que dejó constancia de sus diferentes puntos de vista se produjo en agosto del año pasado cuando, en la concentración de Benahavís, en Málaga, el segundo de Moreno, Dani Pendín, reclamó refuerzos que conocieran la Liga española. Esta petición tuvo una rápida respuesta de Molango, que recordó a Moreno y a Pendín que "los entrenadores se dedican a entrenar y nosotros a fichar". La respuesta de Moreno se produjo cada domingo en el terreno de juego, al dejar fuera del equipo titular, e incluso de la convocatoría, a la mayoría de los jugadores que habían puesto a su disposición, confiando básicamente la permanencia en los futbolistas que consiguieron el ascenso a la máxima categoría.

Vicente Moreno era el principal candidato para la Dirección Deportiva. La entidad valora su experiencia subiendo al conjunto balear de Segunda B hasta Primera. Pronto le veremos también por el banquillo del Cartagonova.