domingo. 25.02.2024

Como la noche y el día

Los momentos dulces que están viviendo los aficionados al fútbol sala de Cartagena contrastan, y de qué manera, con los malos que siguen sufriendo los del fútbol. O lo que es lo mismo, la alegría que semana a semana sigue dando el Jimbee contrasta con las penas del FC Cartagena, que tiene a los suyos con el corazón en un puño sobre la posible permanencia del equipo en el fútbol profesional. Son como la noche y el día.


Creo que ni en el mejor de sus sueños, el presidente del Jimbee, Miguel Ángel Jiménez, podía haber imaginado que esta temporada 2023/2024, y a la que aún le quedan muchas competiciones por delante (Copa de España, Copa del Rey y Liga), y cuando aún estamos en el mes de enero habría levantado los dos primeros títulos en los que ha participado el equipo: la Copa Presidente de la FFRM (ganando además en la final al eterno rival, ElPozo Murcia) y la Supercopa (eliminando a las primeras de cambio al actual campeón de Europa y del Mundo, Palma Futsal, y derrotando en la final al ‘todopoderoso’ FC Barcelona).

Está claro que corren buenos, muy buenos tiempos para la entidad que preside y que, para más inri, el pasado martes goleaba a ElPozo (5-0) en el partido de los octavos de final de la Copa del Rey, otra competición en la que va como una ‘bala’ y en la que junto al propio conjunto azulgrana ya tiene el cartel de claro favorito.

La receta del éxito del Jimbee se ha ido cociendo a fuego lento. Tras unos años convulsos en el fútbol sala de la ciudad, la llegada de Jiménez Bosque fue como un aire de soplo fresco y con el paso de los años ha dado muestras de que su proyecto es espectacular. Comenzó la casa por los cimientos, fichando a uno de los mejores entrenadores del Mundo, el hispano brasileño Duda, y a raíz de ahí ha seguido levantando a la entidad, casi me atrevería a decir, que a pasos agigantados. Y no lo digo por los fichajes de futbolistas que han ido sumando cada día más no solo al equipo sino también al proyecto, hasta tal punto de tener a día de hoy una plantilla plagada de internacionales y encima con el líder de la nueva generación de jóvenes de la selección española, Mellado, “nuestro ojito derecho” según ha admitido públicamente el propio Miguel Ángel Jiménez.

Todo esto tiene su lado negativo, aunque parezca que no. Y lo tiene porque ahora todos los equipos con dinero tanto del fútbol sala español como internacional han puesto su mirada en el club. Valga como dato que el brasileño Luçao y el también internacional Javi Mínguez tienen sobre la mesa ofertas casi irrechazables para la próxima temporada y todo hace indicar que no seguirán (Inter Movistar quiere reverdecer viejos laureles más aún tras quedar eliminado de la Copa del Rey este pasado martes).

Pero ese trabajo desde la base del que les hablaba antes tiene, como mínimo, garantizado el futuro deportivo de la entidad por muchos años. Solo hay que echar un vistazo a la cantera para darse cuenta que los chicos de abajo vienen pisando muy, muy fuerte, y buena prueba de ello es que por ejemplo este año ya han debutado en Primera División chavales como Faly o Ricardo. Podría seguir dándoles más nombres; más ejemplos, pero lo importante es que aquí hay futuro.

En otros no lo sé. Y mucho menos si, ojalá que no, acaban dando con sus huesos en la 1ªRFEF. Repito. Espero que no, pero a los datos me remito…

Como la noche y el día
Comentarios